article-thumb
   

Delcy repudia “descaradas” declaraciones del Canciller de Brasil sobre detenciones

Christhian Colina

EFE.- El Gobierno de Venezuela afirmó este martes que repudia las “descaradas e inmorales” declaraciones del canciller de Brasil, José Serra, que señaló que el Gobierno de Michel Temer tiene preocupación por la “multiplicación reciente de las detenciones arbitrarias” en el país caribeño.

“La República Bolivariana de Venezuela repudia las descaradas e inmorales declaraciones del Canciller de Facto José Serra”, escribió la ministra de Relaciones Exteriores venezolana, Delcy Rodríguez, en su cuenta de Twitter.

Lea también – Brasil preocupado por “detenciones arbitrarias” en Venezuela: “Hay irrespeto”

La Canciller agregó, en la misma red social, que el “Gobierno de facto de Brasil, producto de un golpe parlamentario, violentó el orden democrático en esta hermana Nación suramericana”.

Las declaraciones de Serra fueron citadas en un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil en el que se señala que esas detenciones han ocurrido “en contra del debido proceso legal y en un claro irrespeto a las libertades y las garantías fundamentales”. En el escrito oficial se indica, además, que se trata de un “desdoblamiento que dificulta aún más el diálogo entre el Gobierno y la oposición” venezolana, “indispensable para la superación de la dramática crisis política, económica, social y humanitaria”.

Asimismo, en el comunicado, se hace mención al caso del periodista Braulio Jatar, detenido el pasado 3 de septiembre por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) en la isla de Margarita y que ha sido señalado por un tribunal de incurrir, presuntamente, en el delito de legitimación de capitales.

El periodista chileno-venezolano fue detenido junto a una treintena de personas un día después de que el presidente Nicolás Maduro realizara una visita a la comunidad popular de Villa Rosa, en Margarita, en la que fue recibido con un cacerolazo.  En la actualidad solo Jatar sigue privado de libertad y ha sido trasladado a una cárcel del estado de Guárico, una situación que ha sido criticada por el Gobierno chileno, que pide su libertad.

Comentarios

comentarios