article-thumb
   

Fiscalía de Nueva York busca blindar argumentos contra los narcosobrinos de Cilia

Christhian Colina

Diario de Las Américas.- En días recientes, la defensa de Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores De Freitas, sobrinos de la esposa del presidente Nicolás Maduro se valió de una declaración jurada de los acusados como estrategia para suprimir del grupo de evidencias, las confesiones dadas durante su detención y antes de ser presentados ante el juez.

Lea también – AN investigará caso de los narcosobrinos: Pedirán a embajada gringa entregar pruebas

Este fin de semana se conoció la respuesta ofrecida por la Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York, a través de varios documentos que suman en total cerca de 200 páginas, que busca mostrar que los sobrinos de la primera dama de Venezuela, Cilia Flores, mintieron en sus declaraciones y que además la detención de que fueron objeto, se ajusta a la ley. 

Lea también – Fiscalía de Estados Unidos revela contenido de confesión de los narsobrinos ante la DEA

Uno de los argumentos utilizados por la defensa pretendía hacer ver que a los acusados se les habría violado el derecho a una presentación expedita, basado en el caso Corley v. Estados Unidos, donde la Ley Federal permite la supresión de una confesión voluntaria hecha con más de seis horas después de la detención pero antes de la presentación de un magistrado. A juicio de la defensa de los acusados, no había ninguna emergencia u otra exigencia que justificara el retraso de 57 horas para la presentación ante un magistrado.

Lea también – Fiscal gringo rechaza pena mínima para narcosobrinos: Pide al juez cadena perpetua

A este reclamo, la Fiscalía respondió que “los acusados aterrizaron en el aeropuerto del condado de Westchester, en Nueva York, aproximadamente a las 8:10 de la noche del 10 de noviembre de 2015. Después del procesamiento por parte de la DEA y del Departamento  Aduana y Protección Fronteriza EEUU, los acusados fueron alojados en el Centro Correccional Metropolitano de Manhattan (MCC). Al día siguiente, miércoles 11 de noviembre de 2015, la Corte estaba cerrada por la conmemoración del Día de los Veteranos.

En la mañana del siguiente día hábil, 12 de noviembre, los acusados fueron llevados a la Corte para que pudieran ser entrevistados por la Oficina de Servicios, con antelación al juicio del distrito y presentados ante James L. Cott, juez que se encontraba de guardia ese día. Inicialmente, los abogados de la firma Square Patton Boggs trataron de representar a los acusados. Sin embargo, después de que la Fiscalía se opusiera, citando normas de conflicto de intereses aplicables, los abogados reconocieron que no habían analizado el conflicto potencial y eligieron representar a Campo, solamente. Los abogados de Federal Defenders of New York representaron a Flores.

No tenían una vida modesta

Uno de los documentos presentados por la Fiscalía explica que las declaraciones presentadas por los acusados sobre la vida modesta y honrada que llevaban en Venezuela son falsas. El documento asegura que durante la conspiración, los acusados volaron a Honduras y a Haití en aviones privados. (La avioneta Citation de siglas YV2030, registrada a nombre de la empresa venezolana Sabenpe, CA).

Además la fiscalía se refiere a la grabación de una reunión efectuada el 26 de octubre de 2015 en Venezuela, en la que Campos menciona su “Ferrari” y afirma que él ha ganado 10 mil millones de dólares gracias al petróleo. También explica la fiscalía que en esa grabación se escucha cuando afirma “hemos estado haciendo dinero durante muchos años. Desde que empezamos a ganar dinero hemos sido ostentosos”.

A a pesar de que los demandados también alegan que no estaban “comprometidos en el negocio del tráfico de drogas”, comunicaciones electrónicas y sus declaraciones durante las reuniones grabadas sugieren que esta no era la primera vez. Durante una reunión alrededor del 26 de octubre de 2015, describieron las negociaciones con los clientes de la droga en Francia que implican una disputa sobre si el pago debía  hacerse en “producto” o en moneda.

Puede leer el artículo integro del Diario de Las Américas aquí.

Comentarios

comentarios