article-thumb
   

Lo que hay detrás del macabro asesinato de una joven en Lara

Lysaura Fuentes

Caracas, 04 de enero de 2017.- El caso de la joven de 20 años de edad que fue violada, asesinada y decapitada en la comunidad Renacer Crepuscular, situada en la avenida Florencio Jiménez de Barquisimeto, estado Lara, el pasado 30 de diciembre, continúa su curso, debido a que aún las autoridades no han conseguido la cabeza de la adolescente, ni capturado a sus asesinos. A El Cooperante hicieron llegar los detalles de este crimen horrendo que enlutó a esta ciudad, situada al occidente del país.

Esa noche a vísperas del 31 de diciembre, la joven de 20 años identificada como Mirlybeth Anaís Reverol Tovar, se encontraba durmiendo en su rancho, junto con su bebé de dos años y su hermana de 14 años de edad, quien estaba de visita. Sin embargo, cuatro sujetos rompieron el candado del enrejado de la casa precaria e ingresaron, sorprendiendo a las hermanas.

article-thumb
Foto: El Impulso

Los cuatro individuos sometieron a Mirlybeth y a su hermana de 14 años y procedieron a violarlas sin clemencia, luego de aquel acto despiadado los sujetos dejaron ir a la hermana de la veinteañera, junto con el bebé de esta de dos año, pero el ataque terrorífico no había culminado. Mirlybeth sollozando y muerta de miedo les pedía a sus atacantes que la dejaran ir, pero estos la sometieron y con un objeto filoso la abrieron desde el pecho hasta sus genitales, posteriormente la decapitaron y se llevaron su cabeza a un sitio desconocido.

Lea también: Por venganza violan y decapitan a una joven en Barquisimeto: autoridades buscan su cabeza

La hermana de Mirlybeth contó a sus padres lo que había ocurrido y estos informaron del hecho a las autoridades, quienes se desplegaron para dar con los victimarios de la adolescente.

Se conoció que hasta ahora las autoridades no han localizado la cabeza de la víctima, por lo que el cuerpo de la misma no ha sido entregado a sus familiares.

Transcendió que en el sitio del hecho se encontró un machete, que tenía rastros de cabello, que se presumen sea de la occisa. Los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) creen que el móvil del hecho fue la venganza, aunque no descartan otras hipótesis.

Comentarios

comentarios