article-thumb
   

Los pecados de “Lucifer”: El leviatán que mantuvo su ola de terror en el sur de Caracas

Lysaura Fuentes

Lysaura Fuentes.- Este viernes cayó Tyahiwi Oswaldo Oropeza Guariguán, alías “Lucifer” el delincuente más buscado de Caracas tras la muerte de José Antonio Tovar Colina. Un líder criminal de quien se rumoraba que era lugarteniente de “el Picure”.

Aunque las autoridades venezolanas no han logrado ofrecer los nombres de las personas que han sido víctimas de este criminal, con su ola de terror en El Cementerio, El Valle y la Cota 905 podría haber sido el autor de crímenes incontables, uno de ellos que fue atribuido a su banda fue el del supervisor jefe de la Policía de Caracas (PoliCaracas), Larry Morillo y su hijo Yonaiker, en el sector Los Sin Techo de El Cementerio, zona que dominaba el líder criminal con más de 400 hombres bajo su poder.

Lea también – González López afirma que “Lucifer” tenía intención de atacar a líderes del chavismo

Sus actividades ilícitas fueron: extorsión, secuestro, robo, tráfico de armas y drogas y homicidios. Estaba señalado como el principal traficante y distribuidor de droga de Caracas, específicamente en planteles educativos, según informó el ministro de Interior Justicias y Paz, Gustavo González López.

Lea también – Militarizada morgue de Bello Monte por cadáver de “Lucifer”: Le realizan la autopsia

Su principal labor y con el que dio a conocer fue con los toques de queda en El Valle, El Cementerio y la Cota 905, lugar donde llevaba a personas secuestradas y carros robados, en los espacios que habilitaron conocidos como las neveras, y allí los dejaban aguardando que pagaran dinero para liberarlos.   

Se conoce además que mantuvo alianzas con bandas de Santa Rosalía y Los Valles del Tuy para cometer sus fechorías. Asimismo, “Lucifer” lideraba las calles 7 y 8 de El Valle. Y reclutaba a jóvenes de sectores cercanos para instruirlos en sus actividades delictivas.

Comentarios

comentarios