article-thumb
   

“Papá, espérame en la morgue”: Hampón se suicida al quedarse sin balas en enfrentamiento

Lysaura Fuentes

Lysaura Fuentes.- Un delincuente se suicidó la noche del domingo al quedarse sin balas durante un enfrentamiento con funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (Cicpc). El hecho ocurrió dentro de un apartamento, situado en La Florida II de Motatán, estado Trujillo.

El antisocial identificado como Jesús Urbina Venegas, alías “el Mono”, de 25 años de edad, quien era buscado desde hace algún tiempo por funcionarios del Cicpc, se encontraba atrincherado en una habitación de un apartamento de la mencionada zona, lugar desde donde observaba y disparaba a los organismos de seguridad, y al ver que le quedaban pocas balas, optó por quitarse la vida.

Se conoció que el delincuente antes de morir llamó a su padre, José Ramón Urbina, y le dijo: “Papá, me quedan cinco balas, espérenme en la morgue que me voy a matar”.

“El Mono” era miembro de una peligrosa banda llamada “el Colombiano”. Además transcendió que durante el enfrentamiento con los cuerpos policiales, el sujeto ultimó a tres funcionarios identificados como: Ricardo Olivar, Jean Carlos Morillo, además el sargento Herson Manuel Crespo.

Jesús Urbina Venegas, tenía historial policial por porte y ocultamiento de arma desde 2010 ante la Sub-Delegación Valera y una solicitud del Juzgado Segundo de Control del estado Trujillo, desde el 11-8-2014.

Durante el procedimiento los funcionarios incautaron una pistola calibre 9mm, una subametralladora, con la cual el antisocial les quitó la vida a los detectives, reseñó Panorama.

Comentarios

comentarios