Ultiman a pareja de profesores en Maracay: su hija planificó el crimen

Jose Monagas

Lysaura Fuentes.- Este martes, identificaron a Ana Hernández de 38 años de edad como la autora intelectual del crimen de sus padres, los profesores Addaya Virginia de Hernández y Omar Hernández Sabatino. El hecho ocurrió el pasado primero de octubre, en horas de la tarde, en la urbanización Andrés Bello al norte de Maracay, estado Aragua.

De acuerdo a Mercy Bracho, secretaria general del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) en el estado Aragua, las investigaciones detallan que Hernández actuó en este homicidio junto con otras cuatro personas identificadas como Arturo Candiales, de 27 años de edad, abatido en San Mateo, estado Aragua, y los detenidos Víctor Brito (45), Yusmary Méndez (32) y un hombre apodado “Luis”, aún por detener.

Las investigaciones determinaron que Ana estaba implicada en el crimen y que tenía una relación sentimental con el detenido Víctor Brito. Un informante develó a El Pitazo que durante el interrogatorio Hernández mostró odio hacia su madre.

Los hechos

Addaya Virginia de Hernández y Omar Hernández Sabatino, profesor de la Universidad Central de Venezuela (UCV) se encontraban en su residencia ubicada en la urbanización Andrés Bello el pasado sábado primero de octubre, cuando ingresaron al lugar varios delincuentes, quienes cometieron el asesinato.

El cuerpo de Addaya, quien era profesora de educación especial en el colegio La Consolación, situado en la entidad aragüeña, tenía un tiro en la cara y en su oreja. Además, los dedos de sus manos estaban mutilados y presentaba marcas de ahorcamiento en su cuello. Mientras que el de Omar presentaba heridas de proyectil y fuertes golpes en la cabeza con objetos contundentes. Con los profesores, se encontraba una niña llamada Luisana de 11 años de edad, quien resultó agredida y está en coma.

Los hampones después de cometer el doble homicidio se llevaron la camioneta Ford Explorer color vinotinto, placa AB156HO, propiedad de Addaya Hernández.

Comentarios

comentarios