article-thumb
   

“Ahorré mi sueldo”: El intento de la exenfermera de Chávez por explicar el origen de sus bienes

El Cooperante | 23 diciembre, 2018

Caracas/Foto de Portada: Antonio Heredia.- Claudia Patricia Díaz Guillén, ex tesorera de Venezuela y enfermera del fallecido presidente Hugo Chávez, expresó que si el Gobierno de España la extradita a ella y a su marido, Adrián Velásquez, ex miembro de la Guardia Presidencial, serán “rehenes políticos”. Explicó también que sus bienes en el exterior fueron comprados con los “ahorros” de más de 500 comisiones al exterior a las que fue enviada.

Le puede interesar: Pietro Micale, el vendedor de lotería y dueño de un burdel que amasó una fortuna con Pdvsa

“Si España llegara a acceder a nuestra extradición, seríamos unos rehenes políticos allí. Nos llevarían a las cárceles de ‘La Tumba’ . Pasaríamos a la historia como unas personas que fueron torturadas”, dijo Díaz Guillén a El Mundo de España.

En este sentido, el Gobierno venezolano ha reclamado a España la extradición de Claudia Patricia por presuntos delitos de legitimación de capitales, asociación para delinquir y enriquecimiento ilícito. Según el Código Penal español, eso es, malversación de caudales públicos, asociación ilícita y blanqueo, respectivamente.

Es por ello que, el Juzgado de Instrucción 28 de Madrid investiga a la pareja por un presunto delito de blanqueo de capitales por la compra de una vivienda de 1,8 millones de euros.


“El proceso para obtener el piso fue avalado por la ley de blanqueo de capitales de España. Todo estuvo legalmente conforme. Esta investigación es producto de la solicitud de extradición de Venezuela”, comentó la enfermera.

La mujer puntualizó que el Gobierno venezolano pretende acusarla de delitos que no cometió.

A Díaz Guillén se le acusó de cometer irregularidades durante su gestión en la Oficina Nacional del Tesoro y en el Fondo para el Desarrollo Nacional (Fonden). Agregó que todo su dinero se lo ganó trabajando.

“Soy una servidora pública que me gané mi dinero por mi trabajo. Me lo gané bien ganado y he sido una mujer que por mis méritos propios y por mi profesionalidad llegué a esos cargos. Ganaba el dinero justo que tenía que ganar por trabajar. Al igual que yo, muchas personas se han visto afectadas. Desde que murió el presidente Chávez a ahora, ha habido una ruptura”, indicó.

Díaz Guillén no precisó cuánto dinero ganaba cuando era tesorera, pero aseguró que “era una muy importante cantidad de dinero”.

“Mi sueldo era suficiente, más que suficiente para cubrir mis necesidades. A mí me pagaban en dólares y pasan de las 500 comisiones que hice al exterior”, afirmó. La mujer añadió que el dinero que obtenía lo ahorraba y lo invertía en bienes.

“Todo el dinero de mis ahorros, Venezuela lo bloqueó. De hecho, los apartamentos que adquirí antes de ser tesorera los confiscaron y, actualmente, viven allí personas autorizadas por el Gobierno”, concluyó.

Lea más en El Mundo.

Comentarios

comentarios