article-thumb
   

Al menos 41 venezolanos fueron detenidos por infiltrarse en protestas violentas en Ecuador

Jessica Dirinot | 15 octubre, 2019

Caracas.- El ministro de Relaciones Exteriores de Ecuador, José Valencia, se pronunció este martes desde el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA), e informó que fueron detenidos al menos 41 ciudadanos con nacionalidad venezolana que presuntamente se infiltraron en las manifestaciones violentas en el país andino, para protestar en contra de las políticas implementadas por Lenín Moreno.

Lea también: Luis Almagro aboga por el diálogo en Ecuador para encontrar una solución pacífica

Valencia aseguró que fueron detenidos otros 17 extranjeros y un ecuatoriano en las adyacencias de un aeropuerto cercano a la ciudad de Quito, de los cuales cuatro continúan detenidos por investigaciones de la fiscalía de ese país.





Por los desórdenes, fueron detenidos 41 ciudadanos extranjeros de nacionalidad venezolana, y la policía también detuvo a 17 ciudadanos extranjeros y un ecuatoriano en un operativo en el aeropuerto de Quito. Cuatro de ellos siguen detenidos al encontrar en su poder información sobre el movimiento de las caravanas de vechículos del presidente y vicepresidente de la República. Las autoridades continúan sus investigaciones”, dijo en su intervención en la OEA.

Sostuvo que los actos violentos fueron propiciados por grupos irregulares que mostraron “una gran coordinación y preparación táctica”, ya que de acuerdo a las investigaciones por parte de la seguridad del Estado, se emplearon estrategias de la guerrilla urbana, utilizando escudos y armas de fabricación casera.

“Los atacantes utilizaron escudos y armas de fabricación casera que estaban hechas en series, hemos visto los escudos iguales de manufactura siendo utilizados por esas personas que disparaban esos cohetes en contra de las fuerzas públicas, muchos portaban cascos de protección y máscaras anti-gas”, explicó.





El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, aprobó a mediados de septiembre un decreto en el que eliminó el subsidio del combustible, así como la aplicación de un conjunto de políticas en las que gran parte del movimiento indígena de ese país no estuvo de acuerdo, razón por la que se generaron una serie de protestas en contra del Gobierno afín de su eliminación.

Días más tarde, tras generarse manifestaciones violentas en la ciudad de Quito, el mandatario se vio obligado a la suspensión del decreto. Por tanto, el Estado manifestó su disposición de dialogar con los sectores descontentos para lograr acuerdos específicos que beneficien a los afectados.

 

Comentarios

comentarios