article-thumb
   

Bolton promete más sanciones: así va la asfixia de Estados Unidos a Pdvsa

El Cooperante | 7 junio, 2019

Caracas.- El asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Bolton, advirtió este viernes que la Administración de Donald Trump seguirá “apretando las sanciones” contra el petróleo venezolano hasta tanto se restablezca “la libertad”. El Departamento del Tesoro se pronunció el jueves prohibiendo enviar diluyentes a Petróleos de Venezuela, una medida que asfixiaría aun más a la estatal, que necesita de ellos para mezclar al menos 400 mil barriles de crudo extra pesado, una cantidad sensible en medio de un declive de la producción y el cierre de los mercados tradicionales.

Le puede interesar: Percepción de los venezolanos sigue dividida sobre los hechos del 30 de abril

“Los Estados Unidos seguirán apretando las sanciones contra el petróleo y sus derivados hasta que se restablezca la libertad y la democracia en Venezuela. Las empresas internacionales que continúan haciendo negocios con Pdvsa sancionados están en aviso”, escribió Bolton en su cuenta Twitter, en referencia a las más recientes sanciones del Departamento del Tesoro  dadas a conocer el 6 de junio.





El Tesoro modificó tres licencias para restringir aún más las posibilidades de intercambio comercial en el sector petrolero de Venezuela, específicamente con respecto a diluyentes. Cualquier persona o empresa, independientemente de su nacionalidad, debe tratar de asegurarse que el destinatario final de los diluyentes no sea Pdvsa u otra empresa venezolana relacionada con Maduro. De lo contrario, se arriesga a ser sancionada.

Los diluyentes son esenciales para la estatal Pdvsa, que los requiere para mezclar con 400 mil barriles de un crudo extra pesado, que es el que se extrae de la Faja Petrolífera del Orinoco.

El pasado 02 de febrero, Pdvsa se vio en la obligación de comenzar a mezclar crudo liviano con crudo extra pesado para poder efectuar exportaciones ante la escasez de diluyentes.





La situación de la estatal, burocratizada, politizada y endeudada desde los tiempos de Hugo Chávez, ya es comprometida por las deudas con China y Rusia y el declive de su producción en más de un 65%.

Estados Unidos intenta asfixiar al régimen de Nicolás Maduro con acciones políticas, diplomáticas y económicas para lograr su salida del poder, especialmente luego de la jura de Juan Guaidó el pasado 23 de enero, quien asumió las competencias del Ejecutivo Nacional tras declarar en usurpación de funciones a Maduro, reelecto en un dudoso proceso comicial en mayo de 2018.

Comentarios

comentarios