Connect with us

Internacionales

Bukele celebró que no hubo homicidios en El Salvador tras lucha contra pandillas

Las acciones de la administración de Bukele comenzaron luego de que a finales de marzo se registraron 87 homicidios atribuidos a las pandillas

Foto del avatar

Publicado

/

Caracas. El presidente de El Salvador, Nayib Bukele celebró este martes que su país no contabilizó ninguna muerte por homicidios el lunes, gracias al combate que libran las autoridades desde hace meses contra las pandillas y la delincuencia organizada.

Lea también: "López Obrador pidió frenar la producción de cerveza en el norte de México"

En mensaje publicado en Twitter, Bukele escribió: "Cero homicidios. Seguimos", en respuesta a una gráfica de la Policía Nacional de El Salvador que dice que el 8 de agosto no se registraron homicidios en la nación centroamericana.

Solo en los primeros días se abril, las autoridades detuvieron a 6000 personas acusadas de pertenecer a las "maras", en medio de operativos efectuados después de que las organizaciones desataron una ola de criminalidad.

En ese momento, Bukele advirtió a los criminales que eliminará las comidas en las cárceles si los miembros de esas organizaciones continuaba asesinando a civiles salvadoreños.

El mandatario responsabiliza a las pandillas de ser el "brazo armado" de las ONG de defensa de los derechos humanos, la comunidad internacional, los partidos opositores, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y los periodistas de la Open Society, entre otros.

Advertisement

El pasado 28 de junio, Bukele dijo que se debía "arreciar la guerra contra las pandillas" después de que tres miembros de la Policía Nacional Civil (PNC) fueron asesinados por delincuentes en el departamento de Santa Ana.

"Esto nos demuestra que debemos arreciar la guerra contra las pandillas, porque "si paramos ahora, ellos se van a reagrupar. Una vez adaptados a la nueva realidad, va a ser imposible extirpar ese cáncer".

Reportes de los organismos de derechos humanos y de la prensa apuntan a que al menos 52 personas detenidas, y bajo custodia estatal, han fallecido.





Tendencias