article-thumb
   

Cardenales de Lara luce favorito ante Caribes de Anzoátegui para alzar el título

El Cooperante | 19 enero, 2018

Caracas, 19 de enero. EFE.- Con una ofensiva que responde en los momentos de apremio, y un cuerpo de lanzadores que tiene a dos de las mejores piezas de la etapa semifinal, los Cardenales de Lara lucen favoritos, ante los Caribes de Anzoátegui, para alzar el título de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP).

Lea también: Bolivia y Venezuela empataron con goles de Leonela Cruz y Deyna Castellanos

Los pájaros rojos pondrán este sábado en el morro al iniciador Junior Guerra, un diestro tomado como refuerzo y que en tres salidas dejó registros de 1-0, con 2.04 de efectividad en 17.2 actos. La condición de derecho deja a Guerra vulnerable ante los 7 ‘paleadores’ de la alineación aborigen que son capaces de batear desde el lado izquierdo de la caja.

Previendo esta situación, los Cardenales se hicieron de los servicios del zurdo mexicano Alejandro Soto, quien por ahora trabajará como relevista. “Él nos dará más profundidad”, dijo el mánager José Moreno sobre este movimiento. Soto ya enfrentó a los Caribes, en un juego de la serie semifinal en la que los orientales echaron a los Leones del Caracas.

En ese duelo, el pelotero de Huatabampo no toleró carreras en 5.2 entradas, pero salió sin decisión. Entretanto, Caribes saltará al terreno con el lanzador derecho Daryl Thompson como abridor. El estadounidense se transformó durante la serie semifinal en una carta de triunfo para Anzoátegui, al ganar un duelo sin permitir carreras.


Le puede interesar: El espectacular y “maradoniano” golazo de Neymar al Dijon: 8 a 0 en Francia (+Video)

Aunque la salida de Thompson es la única decisión sobre la rotación que ha tomado el mánager Omar López, es posible que el nicaragüense Carlos Teller y el venezolano Freddy García también sean abridores. El cubano Jorge Martínez, Raúl Rivero y Néstor Molina completarán, por su parte, la rotación de Lara. Las opciones de Caribes pasan por su ofensiva, que desde finales de noviembre ha vapuleado a los lanzadores que se han cruzado en su camino.

René Reyes, Balbino Fuenmayor y Luis Jiménez conforman el grueso de la ofensiva oriental, y Cardenales debe evitar que estos jugadores encuentren corredores en las almohadillas si no quiere tener problemas.  Pero si Cardenales basa sus opciones en su cuerpo de lanzadores, la ofensiva también es capaz de aportar. Ildemaro Vargas, Juniel Querecuto y Rangel Ravelo, los tres primeros en el orden, dejaron enormes promedios de .421, 500 y .400 en la serie semifinal ante el Magallanes.

Además, pese a su bajón, el cuarto bateador, Jesús Montero, no deja de ser una pieza difícil de enfrentar, y el quinto en el orden, el experimentado Alex Romero, disparó para .429 en las semifinales. Los dos primeros duelos de la serie final se disputarán en la sede de los Cardenales, y luego de un descanso el día 22, se jugarán, al menos, otros dos compromisos en Puerto La Cruz.

Comentarios

comentarios