article-thumb
   

Construcción de viviendas se desploma al ritmo de los precios del petróleo

Jose G Martinez

José Gregorio Martínez.- La caída de los precios del petróleo ha generado pánico en los países exportadores, ampliando el déficit presupuestario y debilitando las monedas de curso legal en los respectivos países, pero Venezuela enfrenta la amenaza económica más grande de todos los países productores en el mundo, indica un artículo publicado en Financial Times, en el que se compara la merma de los ingresos petroleros con la contracción de la construcción de viviendas por parte del Gobierno.

La Gran Misión Vivienda Venezuela fue creada inicialmente para ayudar a familias damnificadas, pero la meta de construir tres millones de casas para 2017 la transformó en un proyecto de gran escala que para los simpatizantes del oficialismo atiende las necesidades del pueblo y para los opositores es un acto caro de la política electoral que el Gobierno ya no puede costear. El presidente Nicolás Maduro admitió que hasta el cierre de 2014 se había entregado apenas 706 mil viviendas.

viviendas en construccion

El diario británico señala que la administración de Nicolás Maduro lucha por mantener el gasto social que caracterizó la era Chávez, pero los ingresos petroleros han caído a un promedio de 36 billones de dólares en los últimos 14 meses después de haber estado en 79 billones durante los dos años anteriores. Además, de la deuda total de la república de 128 billones de dólares a ser pagada en 24 años, se deben cancelar 6,3 billones antes de finalizar este año, lo que compromete 17,5% de los ingresos actuales, de acuerdo con las estimaciones de Bank of América.info petroleos

La caída de la producción agrava la situación, pues se ha estancado en 2,8 millones de barriles diarios después de haber estado en un promedio de 3,3 millones antes de la llegada de Chávez al poder. Financial Times recuerda que en 1998 el precio de la cesta venezolana se ubicaba en tan solo 10$ y durante el Gobierno de Hugo Chávez llegó a pasar los 100$, convirtiéndose el excedente en los recursos con los que se financió la política populista de la llamada revolución.

Francisco Rodríguez, economista del Bank of América lanzó una predicción que explica la catástrofe que significaría para el país que se esfumara la riqueza petrolera. “Si un día el petróleo dejara de tener valor, Venezuela volvería a la edad de piedra”.

 

Comentarios

comentarios