article-thumb
   

Continúa la novela en Alemania: Schulz renunció a cartera de Exteriores ofrecida por Merkel

El Cooperante | 9 febrero, 2018

Caracas, 9 de febrero.- Tras tres días de agitaciones y críticas contra las decisiones tomadas por la canciller alemana, Angela Merkel, para asegurar la formación de gobierno en el país teutón, el líder del Partido Socialdemócrata (SPD), Martin Schulz, renunció a sus planes de ocupar el puesto como ministro de Exteriores de Alemania y a ocupar cualquier otro cargo en la nueva gran coalición.

Lea también – Conservadores alemanes lanzan fuertes críticas contra Merkel tras acuerdo de coalición





Los socialdemócratas acordaron el miércoles unirse de nuevo con los conservadores para la formación de gobierno, más de cuatro meses después de las elecciones alemanas, pero los 464.000 miembros del partido, podrían todavía rechazar el acuerdo en una votación de la que los resultados serán anunciados el 4 de marzo.

Muchos miembros de las bases del partido de centro-izquierda muestran escepticismo respecto a otra coalición con Merkel después de que el SPD sufriese en septiembre sus peores resultados electorales de la era posterior a la Segunda Guerra Mundial, según reseñó Reuters.

Schulz había anunciado que renunciaría como presidente del SPD y ocuparía el puesto de ministro de Exteriores de Alemania, lo cual desencadenó una oleada de críticas porque él mismo había prometido antes de las elecciones de septiembre que no ejercería ningún cargo en un gobierno liderado por Merkel.


Sus declaraciones disgustaron al actual ministro de Exteriores de Alemania – el miembro veterano del SPD Sigmar Gabriel – el cual se quejó de “una falta de respeto” y dijo que era popular entre los Alemanes de a pie.

“Hago pública mi decisión de no unirme al gobierno federal y, al mismo tiempo, espero sinceramente que esto acabe con los debates en el SPD”, dijo Schulz, que anteriormente ejerció como presidente del Parlamento Europeo.

Una encuesta de Forsa mostró que casi tres cuartos de los alemanes pensaban que no sería correcto que Schulz se convirtiese en el ministro de Exteriores, mientras que alrededor de un cuarto pensaba que sería una decisión acertada.

Comentarios

comentarios