Connect with us

Internacionales

Corte de EE. UU. rechaza objeciones de Venezuela y ordena continuar proceso de venta de Citgo

Se espera que el próximo 15 de julio se lleve a cabo la audiencia para conocer sobre las ofertas de compra de las acciones de Citgo

Foto del avatar

Publicado

/

Caracas/Foto: Archivo.- La Corte de Delaware, en Estados Unidos, negó este viernes las objeciones presentadas por Venezuela y ordenó continuar con el proceso de venta de las acciones de Citgo Petroleum, filial de Pdvsa. 

Lea también: Turismo en Venezuela despega con más de 200 % de aumento en lo que va de año

De acuerdo al abogado especializado en derecho administrativo y constitucional, José Ignacio Hernández, la audiencia de este 17 de mayo fue para “decir qué hacer” con los Bonos Pdvsa 2020, debido a que Venezuela había notificado al juzgado que estos no eran ejecutables por estar en litigio.

“La Corte de Delaware acaba de negar las objeciones presentadas por Venezuela. Por ahora, el proceso de venta de las acciones de PDVH (Citgo) continuará”, publicó en su cuenta de X. El sindicato del proceso de venta está evaluando la deuda que podría derivar de los bonos, la cual es de unos 2 mil millones. 

Si la corte permite que los bonos sean tomados en cuenta, se podría reducir el monto que se repartiría entre los acreedores, cuya deudas suman 22 mil millones. Todavía el caso no ha sido decidido por la corte de apelaciones. 

“Faltan meses -o años- para que se decida el caso de los Bonos Pdvsa 2020. La posición de Venezuela es que el proceso de venta no puede usarse para pagar a los tenedores de esos bonos, que tienen una prenda sobre la mayoría de las acciones de Citgo Holding”, detalló.

Advertisement

Tras la nueva decisión, se espera que el próximo 15 de julio se lleve a cabo la audiencia para conocer sobre las ofertas de compra de las acciones de Citgo.

¿Qué sucede con los bonistas?

Fue en el año 2016 cuando el gobierno de Nicolás Maduro emitió más de 1 000 millones de dólares en deuda por medio de bonos de Pdvsa con vencimiento en 2020 y puso como garantía el 50 % de las acciones de Citgo, filial de la empresa estatal en EE. UU.

El Ejecutivo emitió los bonos sin contar con la autorización de la Asamblea Nacional de 2015, controlada en ese entonces por la oposición, y que Estados Unidos reconoce como el representante legal del país.

Venezuela se encontraba, en aquella época, en una grave crisis de recesión e hiperinflación, y además sancionada por EE. UU., por lo que el flujo de caja se hacía cada vez más pequeño. En consecuencia, el gobierno cayó en default con los bonistas, quienes están reclamando el pago de sus papeles en efectivo o con las acciones de Citgo, que actualmente están protegidas por la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (Ofac). 

El impago de la deuda haría que los tenedores se queden con el control mayoritario de la compañía.  Desde 2019, el Departamento del Tesoro estadounidense ha emitido licencias que impiden que los tenedores actúen contra Citgo, se embarguen o vendan sus acciones. 

Advertisement

La última, emitida en abril, está vigente hasta el 13 de agosto de este año.





Tendencias