article-thumb
   

De esta manera Maduro pretende sofocar el descontento en la Fuerza Armada

Madeleine Navas y Danny Leguízamo | 2 julio, 2018

Caracas.- A “realazo limpio”, ascensos y cacería de brujas. Así avanza la profundización del control de la Fuerza Armada por parte de Nicolás Maduro. De los aumentos desproporcionados de salario en comparación al resto de la administración pública, ya lo adelantó este lunes el diputado José Manuel Olivares (PJ), quien declaró que un teniente podría ganar hasta 230 millones de bolívares, mientras que el salario mínimo apenas alcanza los 5 millones de bolívares, insuficientes para adquirir un kilo de carne de res. Fuentes vinculadas al sector militar, revelaron a El Cooperante que aunque la tabla de ajustes no se ha hecho oficial, “lo más probable es que pretendan elevar de manera desproporcionada el salario de todo el estamento militar, a fin de incrementar el control sobre los oficiales en tiempos de aguda crisis económica y descontento en los cuarteles”.

Lea también: Gobierno asciende a militares luego de exigirles firmar “lealtad a Maduro” (+Fotos)

Si de ascensos se trata, este lunes el presidente Nicolás Maduro encabezó el acto de ascenso del personal profesional militar de la Guardia de Honor Presidencial al grado de jerarquía inmediata superior. En total fueron 437 ascensos que, de acuerdo a la abogada y defensora de Derechos Humanos, Rocío San Miguel, la acción solo “profundiza los métodos de control político partidista sobre la FANB que idearon los cubanos para Chávez”.

“Maduro profundiza los métodos de control político partidista sobre la FANB que idearon los cubanos para Chávez. Del “patria, socialismo o muerte” exigido como consigna de lealtad a la Revolución en 2007, ahora en 2018 se exige ‘firma de lealtad personal a Maduro’”, escribió San Miguel en su cuenta de Twitter.

Un militar retirado que participó en el golpe de Estado del 11 de abril de 2002 contra Hugo Chávez, explicó a esta sala de redacción que “el chavismo y ahora el madurismo acaban con el liderazgo dentro de los cuarteles ascendiendo justamente a los menos preparados pero más leales al régimen, es por esta razón que parece imposible que dentro de la Fuerza Armada pueda capitalizarse el descontento hacia Maduro, pues los oficiales carecen de liderazgo”.


Y si de purgas se trata, en eso Nicolás Maduro es todo un experto, pues ya son decenas de militares detenidos en 2018 por presunto intento de rebelión. Quiere Maduro atacar todos los flancos de la Fuerza Armada, pues sabe que el poder real lo tiene quien mantenga el control de los tanques, los fusiles y los aviones. Intenta sofocar el descontento con represión, mejoras de salario sustanciales y abundantes ascensos. 

Comentarios

comentarios