article-thumb
   

De nuevo juntos: El príncipe Enrique se reunió con Meghan Markle en Canadá

Fabiola Cedeño | 22 enero, 2020

 Caracas / Foto portada: EFE.- Tras formalizar su renuncia a sus funciones de primer rango en la monarquía británica, el príncipe Enrique se reunió este lunes con su esposa, Meghan Markle, en la ciudad de Vancouver, Canadá, el país que eligieron para comenzar su vida independiente con su hijo, Archie Harrison Mountbatten-Windsor.

Lea también: Leonardo DiCaprio confirmó que trabajará con Robert de Niro y Martin Scorsese

Enrique está residenciado con su esposa y su hijo en la mansión que ocuparon durante sus vacaciones decembrinas, que está valorada en unos 11 millones de euros, según informó Daily Mail. Asimismo, Meghan desde su estancia en Canadá ha sido vista llevando a Archie Harrison y a sus dos perros, Guy y Oz, por el parque Horth Hill Regional Park seguida por dos guardaespaldas.





Hasta el momento no se ha confirmado si los contribuyentes canadienses o británicos asumirán los gastos de la seguridad de Enrique y Meghan. Sin embargo, el resultado de una encuesta que realizó la empresa Angus Reid arrojó que el 73% de los ciudadanos norteamericanos se niegan a costear con sus impuestos la residencia de los Sussex y sus escoltas.

Al no ser miembros activos de la familia real los duques de Sussex prescindieron a sus título de de “alteza real”, no obstante, podrán asistir a los eventos que organice del Palacio de Buckingham.

De acuerdo al El Mundo, el acuerdo alcanzado para sellar la separación de la familia real despoja a Enrique y Meghan de fondos públicos, y les exige que reembolsen  2,8 millones de euros utilizados en la renovación de su residencia en, Frogmore Cottage, cerca del castillo de Windsor.





Lo que dijo Enrique al dimitir de sus funciones en la monarquía británica

El príncipe Enrique durante un discurso que ofreció el pasado 19 de enero en Londres afirmó que conservaba la esperanza de continuar sirviendo a su abuela, la reina Isabel II.

“Me produce gran tristeza que se haya convertido en esto”, afirmó. “Nuestra esperanza era seguir sirviendo a la reina, a la Commonwealth y a mis asociaciones militares, pero sin financiación pública. Lamentablemente, eso no es posible”, indicó.

Enrique aseguró que no “tuvo otra opción” que renunciar a sus títulos de la nobleza para tener “una vida más tranquila” junto a su esposa y a su hijo, Archie. Además, aseveró que Meghan y él no están abandonando Reino Unido.

 

Comentarios

comentarios