Conéctate con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

La Lupa

Dengue, diarrea, escabiosis y problemas respiratorios aumentarán en Maracay tras las fuertes lluvias

El agua inundó viviendas de familias que apenas se recuperaban de la tragedia anterior

Harving Pérez

Caracas / Foto Portada: Cortesía Harving Pérez.- La madrugada del martes 13 de octubre, los habitantes de Maracay vivieron con desesperación las inundaciones generadas por las fuertes lluvias que afectaron al menos seis municipios. Especialistas explican que las lluvias incrementan las enfermedades respiratorias, la desnutrición y afecciones de la piel.

Lea también: En fotos: Bajo el agua quedaron viviendas del estado Aragua tras fuertes lluvias

El estado Aragua es un estado endémico en dengue y las lluvias incrementan esta situación, explicó el médico y diputado a la Asamblea Nacional (AN) por el estado Aragua, José Trujillo, en conversación telefónica con El Cooperante. Destacó que en los meses de septiembre y octubre se registran más problemas gastrointestinales y denunció que en el estado no hay insumos médicos para atender estas afecciones.

«Pese a que no hay víctimas fatales, es importante recordar dos cosas: Aragua es un estado endémico en dengue y esto va a empeorar con las lluvias. No hay insumos para combatir esta enfermedad en los hospitales. Además, se registrará un aumento de los problemas gastrointestinales porque estamos en fecha de enfermedades como diarrea y dolor abdominal», precisó.

Trujillo enfatizó que la situación que viven los aragüeños es crítica.

«La gente sabe que hay una emergencia humanitaria compleja pero no ha entendido la gravedad de la situación. Lo que ha dicho Michelle Bachelet, alta comisionada de la ONU en relación a Venezuela se queda corto. Estas lluvias han afectado a quienes no se han recuperado de las lluvias del 9 de septiembre, las enfermedades endémicas son un riesgo porque ni siquiera hay toxoide en Aragua», reprochó.

Trujillo advirtió que hay una «sensación de oleaje» en el muro de contención del Lago de Valencia que debe ser atendido por las autoridades antes de que se desborde.

Vivienda afectada por las lluvias de este martes. Foto cortesía Harving Pérez.

Por su parte, el pediatra Alejandro Crespo aseguró que al menos 15% de los 100 niños que habitan en El Limón sufren desnutrición. Crespo es parte del equipo de Alimenta La Solidaridad en el estado.

«Tras las lluvias del 9 de septiembre, hicimos una evaluación para los comedores que instalamos en El Limón y La Candelaria, instauramos dos comedores donde asisten 100 niños y la desnutrición ronda del 15% al 20%».

Coincidió con Trujillo en que las enfermedades diarreicas agudas son las patologías más frecuentes tras las inundaciones y agregó que tras los deslaves es común el incremento de las afecciones respiratorias y escabiosis. 

«Cuando hacemos jornadas de salud en estas zonas, lo que más encontramos son enfermedades diarreicas agudas y respiratorias porque cuando el río se desborda genera lodo y todo esto se convierte en polvo. Esto genera problemas respiratorios y de piel, como escabiosis y sarna, que es el ectoparásito más común asociado a la falta de condiciones higiénicas, humedad y pobreza», dijo.

Anuncio. Desplácese para continuar leyendo.

Además, presentan heridas en manos y piernas: cuando intentan pasar hacia sus casas hay objetos cortantes que arrastra el agua y el lodo.

Crespo destacó que la alimentación y los tratamientos médicos también se ven comprometidos.

«No es solo que pierdas tus enseres, sino que con un metro de agua en tu casa es difícil que puedas hacer una comida limpia. Todo esto puede exacerbar problemas de salud preexistentes porque la gente pierde sus tratamientos de enfermedades crónicas, gente con lupus, que sufre de la tensión pierden sus medicinas y deja de tomarlas».

Hasta el martes 29 de septiembre, Alimenta La Solidaridad reportó haber entregado 3 420 comidas y 32 626 litros de agua potable a  las familias afectadas en El Limón y La Candelaria.

Vivienda de La Candelaria. Foto cortesía Harving Pérez.

La Candelaria sigue sin ser atendida

Harving Pérez, coordinador de Alimenta la Solidaridad en el municipio Mario Briceño Iragorry del estado Aragua, dijo que al menos unas 200 familias fueron afectadas nuevamente por las lluvias del martes.

«Se presentaron inundaciones en las calles Caroní, Pinto Salinas, La Candelaria, Federación y Rómulo Gallegos, todas del sector La Candelaria que ya había sido afectado por el desbordamiento del río El Limón. El agua se metió en las casas de familias que apenas se recuperaban de la tragedia anterior. En El Limón la laguna Maya llegó a su límite y la quebrada El Manguito se salió un poco de su cauce nuevamente. Registramos que son 200 las familias afectadas en ese sector porque el agua recorrió el mismo trayecto que en septiembre, solo que con menor fuerza», explicó a El Cooperante.

Pérez criticó que las familias de La Candelaria no hayan sido atendidas hasta ahora.

«Sabemos que han entregado algunos créditos y han reubicado a algunas familias de El Limón, pero es urgente que atiendan a los habitantes de La Candelaria. No sabemos el motivo de la demora en las ayudas porque los habitantes dicen que los han censado varias veces, pero nada», lamentó.

Anuncio. Desplácese para continuar leyendo.

Artículos relacionados

Economía

El evento internacional reúne a las grandes franquicias de la región Iberoamericana

Sucesos

Las venezolanas siguen siendo víctimas de violencia en Trinidad y Tobago

Economía

El BFC se convirtió en la primera entidad bancaria venezolana que ofrece a sus usuarios la posibilidad de pagar sus compras mediante la "lectura...

Sucesos

El detenido fue trasladado hasta la estación policial Manuel Dagnino