article-thumb
   

Diego Arria: ¿Sigue siendo la ley de amnistía para presos políticos de ‘primerísima importancia’?

Admin

Diego Arria.- El de 25 noviembre los principales dirigentes de la Mesa de la Unidad Democrática(MUD) suscribieron su plan “Rescatemos Venezuela”, en el que la primera propuesta calificada por el Secretario de la MUD de “Primerísima Importancia” a presentar en la nueva Asamblea Nacional era una Ley de Amnistía para liberar a los presos políticos. Este es indispensable para crear condiciones de paz y entendimiento nacional.

Esta terrible realidad recibió el respaldo público de innumerables organismos de derechos humanos, de parlamentos, de ex presidentes, intelectuales, de medios de comunicación, de la ONU, de la OEA, y también de presidentes en ejercicio. Este logro se debió fundamentalmente a los extraordinarios esfuerzos de dos mujeres: Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, el dirigente político nacional de mayor prestigio y popularidad, que lleva más de dos años vilmente encarcelado, y luego complementados, por Mitzy Capriles, esposa del Alcalde Metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, igualmente prisionero del régimen.

El caso de Leopoldo López logró impactar a la comunidad internacional con una fuerza sin precedente. El secuestro del alcalde Antonio Ledezma obtuvo igualmente un respaldo que incluyó la de alcaldes de cientos de ciudades del mundo. Ahora que hemos obtenido la mayoría calificada de la Asamblea Nacional, todas las organizaciones y personalidades que en el mundo apoyaron la causa de López y Ledezma, y la de los otros presos políticos están pendientes de conocer si liberar a los presos políticos y perseguidos era de mayor prioridad e importancia para ellos que para los venezolanos que elegimos para la nueva Asamblea Nacional.

¿Y por qué temer algo semejante?

Por las declaraciones de importantes dirigentes de la oposición que planean anteponer otras leyes, sin dudas importantes, pero que no fueron las que hicieron que los ojos de tanta gente y tantas organizaciones y gobiernos en el mundo se posaran sobre nuestra patria.

Y eso no debe olvidarse, y menos ahora que se cuenta con los medios para enfrentar tales injusticias. Se le debe fundamentalmente a Lilian y a Mitzy por su incansable y valeroso peregrinar mundial, que logró apoyo para la dirigencia política opositora. Verdad incuestionable que no merece ser desatendida.

¿Qué ha sucedido para que una acción legislativa que conduzca a la libertad de López, de Ledezma y demás compañeros víctimas de este régimen miserable y moribundo pierda su carácter de “primerísima importancia”?

Contribuir a mejorar el abastecimiento de alimentos, reducir la alta inflación y la caída más fuerte de la economía, desmontar el sistema cambiario, etc. son asuntos trascendentes, pero que no solo escapan a la capacidad de la AN, sino que crean expectativas irrealistas entre la gente y que no serán superados hasta que no se produzca un cambio radical del modelo político imperante. Y eso solo será posible rescatando los poderes públicos que hagan posible desalojar constitucionalmente a los pandilleros que mantienen secuestrada a la república.

Ex embajador de Venezuela ante la ONU y ex presidente del Consejo de Seguridad de la ONU, ex gobernador de Caracas.

Comentarios

comentarios