article-thumb
   

“Discriminatorios y populistas”: Lo que opinan economistas de los bonos de Maduro

El Cooperante | 11 febrero, 2018

Caracas, 11 de febrero.- El presidente Nicolás Maduro empezó a otorgar bonos a familias, mujeres embarazadas y otros a través del sistema del carnet de la patria como una manera de “asistencia” ante la severa crisis económica que trastoca al país.

Lea también: Sueldos de hambre e intimidación: Las razones de las renuncias masivas en el Seniat

Panorama recordó que en noviembre, el Jefe del Estado anunció la aprobación del Bono Navideño (Bs. 500 mil) para 4 millones de venezolanos y un segundo bono que denominó Niño Jesús, con las mismas características. Posteriormente fue el de Reyes (Bs. 500 mil), el que fue distribuido llegando a 6 millones de personas.





Hace poco más de una semana el Presidente expandía el rango de protección a las embarazadas y personas con discapacidad carnetizadas, con un monto mensual de Bs. 700 mil (y un millón adicional la fecha de parto). A las familias que integran la Gran Misión Hogares de la Patria (4 millones de hogares) también les llegará la asignación de acuerdo con tablas según sus integrantes (hasta un millón 600 mil por diez integrantes). También decretó dos nuevos bonos: el de Carnaval y el de la Juventud, ambos por Bs. 700 mil.

Pero las bonificaciones en bolívares son consideradas por muchos economistas como una fórmula ineficaz porque ese dinero no encontrará en la calle los productos de primera necesidad, además de que empeora la vorágine inflacionaria. Jesús Casique, director de Capital Market Finance, advierte que los bonos de la administración Maduro, además de discriminatorios, representan promesas populistas que agravan la crisis.


El economista Asdrúbal Oliveros explica que el Estado, aunque tiene la potestad legal para emitir bolívares, se enfrenta al problema de que no hay cifra, por muy alta que sea, que le alcance a una familia para cubrir sus necesidades básicas.

El presidente de Datanálisis, Luis Vicente León, cree que tras las bonificaciones lo que va quedando “es un pueblo que se hace más dependiente de lo que recibe de su Gobierno”. Contrario a todas las posiciones previas, la socióloga Maryclen Stelling considera que los bonos sociales llegan a la población, pero esta medida puede tener varias lecturas, entre las que destacan la económica y la política.

Desde el Gobierno, el constituyente Ricardo Molina destacó que los bonos son una forma para combatir la crisis económica. 

Comentarios

comentarios