article-thumb
   

¿Dónde está Edgar Zambrano?

Editorial | 23 mayo, 2019

Caracas.- Tras ser interceptado el pasado 8 de mayo por la dictadura chavo-madurista frente al edificio del Comité Ejecutivo Nacional de Acción Democrática en La Florida, y secuestrado por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) haciendo uso de una grúa para remolcar su vehículo, el diputado y vicepresidente de la Asamblea Nacional, Edgar Zambrano, continúa desaparecido.

Le puede interesar: Juan Calvo, el suegro de un boliburgués que quebró Venepal y ayudó a robar la herencia de su hija

Acusado por quienes despachan desde Dos Pilitas por la comisión de delitos insólitos como “traición a la patria” y “guardar silencio” luego de los hechos del 30 de abril, del paradero del legislador no pueden dar fe ni sus compañeros de partido, ni la prensa ni Soley Zambrano, su hija.

La estrategia del régimen es clara: esconder a sus secuestrados políticos -no presos- con el fin ulterior de incrementar la presión psicológica sobre sus familiares y sobre la dirigencia opositora, cuyo jefe, Juan Guaidó, ya ha sufrido el desmontaje de piezas de su entorno, como por ejemplo Roberto Marrero, también secuestrado por el Sebin.

Pero ni Juan Guaidó, ni la dirigencia de AD, PJ, VP, UNT y el resto de los partidos que hacen resistencia a la dictadura, cederán ante el chantaje y el terror de Nicolás Maduro y sus esbirros, quienes aferrados al poder por el instinto de conservación y no para gobernar, observan el sol a sus espaldas tras conocer del rechazo mayoritario del pueblo venezolano y de la disposición de la disidencia a desalojarlos del Palacio de Miraflores más temprano que tarde, no solamente porque usurpan el Poder Ejecutivo, sino porque además, condenaron a los venezolanos a la más inmensa maldición de miseria, delincuencia, hambruna y diáspora.

Desde esta tribuna exigimos no solamente la fe de vida del diputado Zambrano, sino su liberación. La de él y la de todos los secuestrados políticos que están pagando las consecuencias de trabajar por la libertad de Venezuela.

 

 

 

Comentarios

comentarios