Conéctate con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

Destacados

Duterte ordena «acabar» con rebeldes comunistas armados en Filipinas

El brazo armado del movimiento comunista, el Nuevo Ejército Popular, es señalado en Filipinas por ser una organización terrorista.

Foto: Reuters

Caracas. Rodrigo Duterte, presidente de Filipinas ordenó el sábado a las tropas del gobierno «disparar y matar de inmediato» a los rebeldes comunistas que estén armados, diciendo que eran «bandidos» sin ideología alguna.

Lea también: «Suiza aprueba por un estrecho margen prohibir el burka islámico»

En declaración durante una reunión conjunta de los grupos de trabajo nacionales y regionales para poner fin al conflicto armado comunista local (ELCAC) en la ciudad de Cagayán de Oro, lamentó que los insurgentes comunistas continúen cometiendo delitos como extorsión, incendio premeditado, violación y asesinatos, refirió el medio filipino Manila Times.

«He ordenado a los militares y a los policías que, durante los enfrentamientos, si los enemigos están armados, mátenlos. ¡Mátenlos de inmediato!. Asegúrense de matarlos de verdad y acaben con ellos si están vivos».

Para Duterte, los comunistas están librando una batalla que no pudieron ganar, tras asegurar que China y Rusia se abrieron al capitalismo, el mandatario prometió a los insurgentes que tendrían trabajo y vivienda si renuncian a las armas.

«No tengo ningún reparo en hacer las cosas que tenga que hacer», dijo pidiendo a las fuerzas de seguridad «que se olviden de los derechos humanos«, y asumió la responsabilidad de sus acciones asegurando que está dispuesto a «ir a la cárcel» de ser necesario.

Los ataques de los rebeldes comunistas contra el Ejército y la población civil provocaron que, a finales de 2017, Duterte anulara las negociaciones de paz con el ala política del grupo comunista, el Frente Nacional Democrático.





Anuncio

Artículos relacionados