article-thumb
   

EEUU acusó al Gobierno de Venezuela de “robar” fondos de ayuda humanitaria para las cajas Clap

El Cooperante | 16 julio, 2018

Caracas.- Funcionarios de Hacienda y Control de Activos de Colombia, Estados Unidos, México y Panamá, denunciaron que el gobierno de Venezuela usa la ayuda humanitaria como un arma para el control social y roba fondos del programa de asistencia alimentaria del Comité Local de Abastecimiento y Producción (Clap), así lo reseñó La Voz de América.

Lea también: “Estado de colapso”: Para el FMI es “difícil exagerar” gravedad de situación de Venezuela

Los funcionarios hicieron la denuncia a través de una declaración conjunta, luego de una reunión en Cartagena, Colombia, en la que compartieron información sobre “personas corruptas” vinculadas al gobierno del presidente Nicolás Maduro.





“Los participantes reconocieron la importancia de la coordinación internacional para combatir las redes de financiación ilícitas que respaldan el régimen represivo del presidente Maduro. El grupo notó que el régimen usa alimentos y ayuda humanitaria como un arma para el control social”, señaló la declaración.

“Además, los Ministerios de Hacienda de los cuatro países condenaron el robo de fondos del programa venezolano de ayuda alimentaria (conocido como Comité Local de Abastecimiento y Producción ‘Clap’) y compartieron información financiera sobre redes de corrupción que se están beneficiando a costa del sufrimiento del pueblo venezolano”, indicó el documento.

De acuerdo a La Voz de América, los asistentes decidieron incorporar a otros países a una investigación conjunta internacional con el fin de detectar “las redes de corrupción de las que se benefician funcionarios del gobierno de Venezuela con los recursos de asistencia humanitaria”.





“Esta cooperación se basa en el compromiso de alto nivel de la región para apoyar al pueblo venezolano y responsabilizar a quienes corresponde por la crisis política, social, y económica en Venezuela”, concluyó la declaración.

Hasta ahora, no ha habido reacción por parte del gobierno que ya ha recibido sanciones económicas por parte de Canadá, Estados Unidos y otros países por violaciones de derechos humanos, corrupción y narcotráfico.

Con información de La Voz de América