article-thumb
   

El ciudadano común no está dispuesto a dar “Un día de salario por la revolución”

Admin

Lohena Reverón.- El Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) inició el mes de junio con la jornada “Un día de salario por la revolución”, recaudación voluntaria que forma parte de la estrategia de autofinanciamiento para las campañas de la tolda roja. En las calles no parecen estar tan compaginados con lo anunciado por la mujer que se encarga de las cuentas del partido de gobierno, ya que a los ciudadanos encuestados le golpea duro el bolsillo.

Al respecto César Lara indicó que lo primero que quisiera tener es trabajo estable, y a partir de ahí pensaría si participa o no en la jornada del oficialismo. “Estoy desempleado y no cuento ni siquiera con pensión”, dijo.

“Si hay gente que tiene tanta plata supuestamente en los bancos de aquí y de afuera, son los que deben bajarse de la mula, y aportar plata para la revolución”, dijo Miguel Porras, que trabaja como vendedor ambulante a las afuera del Metro de Caracas, ante la  pregunta de si aportaría un día de su salario.

Por su parte, José Reyes, se preguntó en cuánto está el salario mínimo: “6.746” se respondió él mismo, al tiempo que explicó el diario es un poco más de 200 bolívares con los que podría comprar un perro caliente y un refresco. “Parece poco si dices doscientos bolívares, pero esos mismos te pueden servir para almorzar, es decir, es mucho para quien no tiene dinero, por eso yo no lo haría”.

Juan Herrera, quien aseguró tampoco estár trabajando, respondió que él vive de las ayudas económicas de sus hijos, no puedo salir a dar lo poco que tengo al gobierno, es mejor preguntarle a quienes trabajan con ellos, que me imagino no les afecta porque ganan bien.

Comentarios

comentarios