article-thumb
   

El coronavirus llegó a la realeza: Así se enteraron los príncipes Guillermo y Enrique que su padre contrajo Covid-19

Fabiola Cedeño | 26 marzo, 2020

Caracas / Foto portada: El periódico.- El príncipe Carlos confirmó este martes que está infectado con la Covid-19. Tras conocer su diagnóstico, contactó vía telefónica a sus hijos Guillermo y Enrique, según informó Chris Ship, presentador del canal de televisión ITV.

Lea también: Univision evacuó a su personal tras confirmar un caso de coronavirus

De acuerdo a El País, el heredero al trono, de 71 años de edad, se sometió al test de diagnostico después de presentar leves síntomas de la enfermedad. Asimismo, su esposa, Camilla Parker-Bowles, también fue examinada, aunque ha dado negativo.





Las pruebas las realizó el Servicio Nacional de Salud (NHS, en sus siglas en inglés) de Aberdeenshire, Escocia; sin embargo, la rapidez del resultado ha generado el descontento de la población escocesa.

Además, los escoceses han enfrentado a su primer ministro, Nicola Sturgeon, a través de las redes sociales por facilitar las pruebas de coronavirus a Carlos y Parker y por permitirles el ingreso al país pese a su encuentro con el príncipe de Alberto de Mónaco que también dio positivo al virus.

«Encontraste una prueba para el príncipe Carlos y sus cobardes; sin embargo, está dispuesto a permitir que un hogar de atención integral de personas vulnerables corra el riesgo de atrapar a Covid 19. Realmente no tiene vergüenza», comentó un usuario en Twitter.





Mientras que otro escocés le pidió a la ministro que privara de libertad al príncipe y su pareja por viajar a Escocia en medio del aislamiento preventivo.

«Nicola Sturgeon debes colocar formalmente al príncipe Carlos bajo arresto domiciliario y hacerlo público. Escocia debe transmitir que, como país, no toleraremos una violación flagrante del bloqueo y somos serios. Él ha traído la enfermedad a Braemar. Nadie está por encima de la ley», afirmó.

El hijo de la reina Isabel II y su esposa después de cumplir con algunos compromisos reales, dejaron el Palacio de Buckingham, para aislarse en el Castillo de Balmoral, de Reino Unido.