article-thumb
   

El País: 85% de los venezolanos no está de acuerdo con el rumbo que ha tomado la nación

Admin

El País.- Los venezolanos solo coinciden en una opinión antes de acudir a las urnas el próximo 6 de diciembre: el país no avanza en la dirección correcta. El presidente Nicolás Maduro ha perdido además el respaldo del 68% de la población, según una encuesta publicada este jueves por el Centro Pew de Investigación, una organización con sede en Washington. El resto de asuntos, desde la economía hasta si el Gobierno debe seguir las políticas del chavismo, muestran la profunda división de la sociedad venezolana ante las elecciones.

En un contexto de profunda crisis económica y política, y con un presidente criticado tanto por su enfrentamiento con la oposición política como por su gestión de la escasez de alimentos, la opinión de los venezolanos está profundamente dividida sin embargo según su ideología. Mientras que los ciudadanos con posturas de izquierdas muestran más apoyo al gobierno, a su presidente y están menos preocupados por la situación del país, los de derechas consideran que Maduro tiene una mala influencia en Venezuela y menos de uno de cada diez tiene una opinión positiva del mandatario.

El único consenso que sobrevive en Venezuela es el de la profunda decepción con la situación general. Un 85% de los ciudadanos no están satisfechos con la dirección que ha tomado el país. El porcentaje ha aumentado 28 puntos desde la muerte de Hugo Chávez, en 2013, y solo un 14% de la población dice estar satisfecha en la actualidad. En cuanto a la labor de su presidente, solo el 29% de los venezolanos tiene una opinión positiva de él.

Entre los desafíos económicos que afectan al país, los ciudadanos coinciden (un 92%) en que el más grave de todos en la inflación -más de 9 de cada diez dicen que es un problema “muy grande”- la más alta del mundo y vinculada además al resto de preocupaciones de los venezolanos. La inflación está seguida de la falta de oportunidades laborales (85%) y la escasez de productos básicos (84%) en la lista de problemas a los que se enfrentan los ciudadanos a diario.

Según los datos de Pew, basados en la encuesta de actitudes globales realizada en la primavera de este año, más del 70% de la población considera que entre los grandes problemas del país está la tasa de criminalidad, la deuda pública, el sistema de salud o la corrupción. La preocupación por la sanidad y la falta de calidad en las escuelas públicas se ha disparado 15 y 14 puntos en el último año.

Sin embargo, la preocupación con la que se tratan estos problemas depende una vez más del espectro político con el que se identifiquen los ciudadanos. Mientras que aquellos que defienden al Partido Socialista Unido de Venezuela, al que pertenece Maduro, están menos preocupados por la crisis que atraviesa el país, aquellos de derechas aseguran que la mayoría de estos problemas son muy graves. Así, mientras que la mitad -un 46%- considera que la responsabilidad de la situación actual es las políticas económicas del gobierno, un porcentaje similar -43%- declara que se debe a la caída del precio del petróleo.

Los venezolanos rechazan duramente además las instituciones gubernamentales y sólo aprueban la labor de los medios de comunicación. Un 59% considera que tienen una influencia “positiva”. Sin embargo, más de seis de cada diez ciudadanos no aprueba el trabajo del gobierno nacional (68%), el sistema judicial (65%) y el Ejército (63%).

La división ideológica también condiciona el respaldo que recibe el presidente Maduro, situado en un 29% entre la población general. Ese apoyo asciende a un 77% cuando se trata de los venezolanos que se identifican con las políticas de izquierdas, pero desciende a un 9% entre los de derechas. Los ciudadanos mostraron una división similar de cara a los líderes de la oposición. Un 56% rechaza a Henrique Capriles y un 55% a Leopoldo López, encarcelado desde hace dos años en la base militar de Ramo Verde. A pesar de la división, el 77% de los venezolanos se muestran contrarios a la respuesta de Maduro a la oposición política.

Comentarios

comentarios