article-thumb
   

“Estamos muriendo”: Mitad de presos de la Policía Municipal de Iribarren no comen

El Cooperante | 27 enero, 2018

Caracas, 27 de enero.- La falta de comida tiene desesperados a los reclusos en dos calabozos de la Policía Municipal de Iribarren (PMI) y todos piden ser trasladados.

Lea también: La propuesta de Rodríguez Torres para “romper la flojera” inducida por Maduro

“Nos estamos muriendo de hambre, estamos desnutridos, nos toca sancochar las conchas de mandarina”, gritó uno de los presos, según un trabajo publicado por El Impulso.

Son los familiares quienes a diario deben proveer de alimentos a los internos, pero se conoció que al menos la mitad de ellos no reciben nada, y otro grupo en forma intermitente, debido a que la situación del país está muy difícil.

Una de las privadas de libertad aseguró que en una semana ya había perdido más de cinco kilos, pide que se hagan los traslados o que sea el Estado quien se encargue de su manutención y les dé comida. “Aunque somos delincuentes, nosotros también somos seres humanos”, aseguró la dama que estaba dentro de su celda.


Comentarios

comentarios