article-thumb
   

Funcionario de Obama inyectó dinero a empresa vinculada a corrupción con Derwick

Jose G Martinez

José Gregorio Martínez.- Los tentáculos de la corrupción venezolana llegan hasta la Casa Blanca. Y es que la firma norteamericana Acon Investments, propiedad de un alto funcionario del Gobierno de Barack Obama, inyectó capital en septiembre de 2012 a la empresa ProEnergy, a través de la cual Derwick Asssociates compró con sobreprecio equipos para solventar la crisis eléctrica, revela un exempleado de ProEnergy en el sitio de filtración de información confidencial www.cryptome.org, donde montó más de 14 mil documentos que comprueban las irregularidades.

Según la denuncia de Daniel Rosenau, quien se desempeñaba como ejecutivo de ventas de ProEnergy en la sede de Sedalia, Missouri, cuando la empresa dejó de recibir dinero de los venezolanos sufrió una crisis de liquidez de larga data, dado que entre 2009 y 2012 facturó alrededor de dos mil millones de dólares, casi todos a un solo cliente: Derwick Associates, necesitando un auxilio financiero que le proporcionó Acon Investments.

La empresa constituida en Washington por Bernard Aronson inyectó dinero a ProEnergy en septiembre de 2012, según admite ProEnergy en nota de prensa publicada en su página web. Por su parte, Acon Investments revela en su portal la relación de Bernard Aronson con el Gobierno norteamericano que se extiende a varias administraciones. El socio fundador de la empresa se desempeñó como secretario de Estado Adjunto para Asuntos Interamericanos durante los Gobiernos de Bill Clinton y George W. Bush, y en febrero del presente año fue designado por Barck Obama como consultor del Departamento de Estado en el proceso de paz de Colombia.

Daniel Rosenau descubrió márgenes de ganancia en las negociaciones entre ProEnergy y Derwick que oscilaban entre 20% y 74% cuando estaba al tanto de que en esa industria en Estados Unidos la ganancia va de 2% a 5%. Derwick había preferido utilizar a ProEnergy como intermediaria en vez de comprar directamente a los fabricantes pero Derwick no era el comprador final sino otro intermediario que en muchos casos era PDVSA. Acon Investments también tiene inversión directa en Venezuela. Dese 1998 invirtió capital en Tropigas y desde 1997 en NetUno.

Comentarios

comentarios