article-thumb
   

Fundador de WikiLeaks revela que negoció con Maduro fuga de Snowden en avión de Evo

Christhian Colina

Christhian Colina.- Julián Assange, fundador de WikiLeaks, reveló que negoció junto al Ejecutivo nacional el traslado del informático Edward Snowden en el avión presidencial boliviano desde territorio ruso en julio de 2013. “Hubo discusiones con el Gobierno de Nicolás Maduro para tener a Evo Morales en la conferencia internacional que se iba a hacer en julio en Moscú y, luego, traer a Snowden en el avión presidencial de Venezuela. Nuestra gente y el Gobierno de Maduro mantuvimos conversaciones en este sentido”, relató.

Assange que permanece refugiado en la embajada de Ecuador en Londres desde junio de 2012, conversó con un equipo periodístico del diario El Deber de Bolivia y catalogó al mandatario Evo Morales como un aliado incondicional a su causa, hecho que se demostró al ser el primer país que ofreció asilo político a Snowden, hecho que contrarió a Washington y desde el Departamento de Estado lo consideraron “un acto hostil”.

El asilo nunca puede considerarse un acto hostil y no puede haber ninguna represalia para el país que lo otorgue. Al final, Snowden no estaba en el avión de Evo Morales y aun si hubiera estado, Bolivia tenía el derecho de llevarlo para darle asilo (…) El avión de un mandatario tiene el mismo estatus que el de una embajada y no respetarlo violó la Convención de Viena, que regula las relaciones diplomáticas entre los Estados”, señala el periodista australiano.Uno ve que la naturaleza de la relación de los países europeos con EEUU es de subordinación.

Manifiesta que durante las discusiones para garantizar la seguridad del estadounidense manejaron inicialmente que se evadiera en el avión presidencial venezolano, pero sería más factible hacerlo por el boliviano, que ya estaba en Rusia.

“Debido a que estábamos preocupados por la vigilancia que estaba haciendo la inteligencia de EEUU sobre el avión de Maduro, decidimos manejar varias posibilidades. Dos factores se combinaron”, reconoce.

Al ser consultado por si el Gobierno de Bolivia conocía las conversaciones con Nicolás Maduro, respondió “no tengo información sobre eso, pero Venezuela debía haber avisado”.

Comentarios

comentarios