article-thumb
   

Hallaron avión de la Vicepresidencia que cayó al mar hace siete meses con 9 personas

El Cooperante | 4 marzo, 2018

Caracas, 4 de marzo.- En julio de 2017, una aeronave operada por el Servicio Autónomo de Transportes Aéreo (SATA), se precipitó al mar  en el estado Nueva Esparta, cuando se dirigía desde el aeropuerto Simón Bolívar (Maiquetía) con destino al aeropuerto Santiago Mariño de Porlamar.

Lea también: Hallaron cuerpo decapitado de joven en Puerto Ordaz: la cabeza la dejaron en un poste

El siniestro de la   Gulfstream III, siglas YV-2896, al servicio de la Vicepresidencia de la República y con 9 personas a bordo, se registró a la 1:43 de la tarde a unas 40 millas náuticas del Aeropuerto Internacional Santiago Mariño tras reportar una falla hidráulica en los controles de vuelo. En ese entonces, el jefe de la Zona Operativa de Defensa Integral Nueva Esparta (Zodine), Alfredo Pulido Pinto, informó que luego de realizar una inspección por la zona  se recuperaron dos cuerpos sin vida y varias partes del aparato, refiere El Sol de Margarita.





“Una vez que se determinó la última comunicación con la aeronave, otro avión de la Armada tipo Caravan, que se encontraba a 20 millas náuticas antes de aterrizar en el área, fue notificado y éste sobrevoló el área, observando el punto exacto donde fue el amarizaje de esta aeronave. Posteriormente, el resto de las aeronaves fue al área, entre estos un Cougar de Casa Militar que estaba en La Orchila, con el fin de conseguir los cuerpos de la tripulación”, declaró.

El jefe de la Zodine informó que con el apoyo de Guardacostas y Vigilancia Costera, se coordinó el zarpe de unidades navales que hallaron piezas del avión y dos cadáveres. Los cuerpos fueron trasladados a la Península de Macanao, donde están los equipos técnicos encargados para su identificación. En el avión viajaban nueve personas: G/B Hyhumel Ponte, Tcnel. Miguel Brito, mayor Alex Durán, mayor Marco Pérez Gaiza, capitán Pedro Navarro, Daniel Goite, René Ramírez, Daniela Esparanccio y María Nidzewsky.


Le puede interesar: “No esperen que haya un muerto”: Choferes de la Caracas-La Guaira a hora cero por inseguridad

El militar explicó que los hombres estaban en vuelos de calificación y, al comenzar la fase de entrenamiento, debían cumplir la ruta Margarita-Maiquetía, por lo que le dieron la cola a las damas. Pulido indicó que la última comunicación reportada fue una “falla de hidráulico”, por lo que se activaron los protocolos de emergencia en la aeroplaza insular. Al persistir la falla, el piloto solicitó fijar la última posición del avión y proceder al amerizaje. Determinó que partes como el motor y la caja negra, se hundieron por su peso.

Inicialmente, la búsqueda fue encabezada por Servicio Coordinado de Transporte Aéreo del Ejecutivo Nacional (SATA), adscrito a la Vicepresidencia, sin embargo, los resultados no fueron positivos, por lo que fue contratada la empresa de Servicios Electrónicos Acuáticos (SEA), la cual, inició las operaciones en diciembre, sin embargo, complicaciones climáticas obligaron a abandonar el operativo, que fue retomado el 11 de febrero, con resultados positivos el 17 de ese mismo mes.

La información provista por El Universal, detalla que SEA logró localizar “parte del tren de aterrizaje, alas, ventanillas, asientos, cola, turbinas, parte delantera, las dos cajas negras, cauchos, y otras partes del ensamblaje del avión, además de varios restos aún por identificar”. Asimismo, se recuperaron las cajas negras, las cuales, revelarán las fallas exactas que ocasionaron el accidente, que terminó con la vida de nueve personas.

Comentarios

comentarios