article-thumb
   

Hasta ocho meses esperan los estudiantes zulianos para recibir sus títulos universitarios

El Cooperante | 5 abril, 2018

Caracas, 5 de abril.- Por más de ocho meses se ha retrasado la entrega de títulos universitarios a graduandos de pregrado de la Universidad Dr. Rafael Belloso Chacín (Urbe). Desde julio, los alumnos esperan, con papeleo entregado y aranceles pagados por la materialización de cuatro años de estudio y sacrificio.

Lea también: Falcón: “Grupo de Lima no nos va a resolver el problema, ni un golpe de Estado militar

Las ansias de poder usar el grado profesional están en pausa para los universitarios de dicha alma mater. La espera altera todo: desde oportunidades laborales planificadas con base a las fechas de los actos de grado hasta planes de migración. “Iba a trabajar en un bufete de abogados pero me dijeron que ingresaría cuando tuviese mi título en mano”, relató Verónica Sánchez, quien se formó como abogada en Urbe, culminando sus estudios en julio de 2017, publicó Panorama. 

Sánchez explicó que “terminé la carrera el año pasado pero no nos han querido entregar ni firmar los títulos de grado, sean refrendados o no. Los actos de esta promoción los suspendieron hasta nuevo aviso y ahora este sábado es que vamos a acto”, confesó la joven. Igual le sucedió a Cristian Mavárez. En agosto de 2017 cerró su ciclo universitario con la defensa de su tesis, que lo llevaría a recibir de manos de autoridades de la universidad el título.

La emoción se difuminó con la espera que se mantuvo por cinco meses hasta conocer la  noticia de que no sería hasta el 2 febrero que llegara a “la meta”. Pero la fecha cambió nuevamente. El sueño de Mavárez de estrechar la mano de las autoridades mientras recibía el documento tuvo que esperar hasta el 6 de abril, cuando finalmente se concretará. Para Fernanda Díaz el retraso significó replantear su migración hacia Argentina, donde buscaba establecerse.


En otros casos, la tardanza en la entrega  lleva a los estudiantes a emigrar sin esperar su título universitario, dejando a sus padres con la tarea de retirarlos. Ejemplo de ello es Andrea Jiménez, madre de una estudiante de Comunicación Social que no pudo posponer la fecha de los boletos para Chile.

Comentarios

comentarios