article-thumb
   

Irán asegura que debe liderar la seguridad regional en el Golfo Pérsico

El Cooperante | 22 septiembre, 2019

Caracas.-El presidente de Irán afirmó este domingo que su país debería liderar la seguridad regional en el estratégico Golfo Pérsico y advirtió en contra de la presencia de fuerzas extranjeras, mientras el acuerdo nuclear iraní con potencias mundiales se desmoronaba y Estados Unidos enviaba más tropas para reforzar la seguridad para sus aliados árabes.

Le puede interesar: Laidy Gómez: “Cualquier acción en mi contra será política porque ningún delito he cometido”

Washington ha acusado a Irán de una serie de ataques en infraestructuras petroleras regionales, incluido un importante ataque con drones y misiles contra la industria petrolera en Arabia Saudí que sacudió los mercados globales de energía. Irán ha negado las acusaciones y dice que cualquier ataque en represalia de Estados Unidos o Arabia Saudí llevaría a una “guerra abierta”, refirió Associated Press.





En declaraciones durante un desfile militar, el presidente, Hasán Ruhani, dijo que la presencia de fuerzas extranjeras en el Golfo causará problemas para la “seguridad energética” global.

Irán, afirmó, extiende su “mano de amistad y fraternidad” hacia los países de la región para supervisar la seguridad en el Golfo Pérsico, incluido el crucial Estrecho de Ormuz, por donde pasan un quinto de las exportaciones globales de petróleo.

Además de aumentar sus tropas y equipamientos en Arabia Saudí y Emiratos Árabes Unidos, Estados Unidos lidera una coalición marítima, que incluye a Emiratos, Arabia Saudí, Bahréin, Gran Bretaña y Australia, para asegurar las vías navegables y rutas comerciales de petróleo en la zona.





El desfile militar en Teherán conmemoraba el 39no aniversario del inicio de una guerra de ocho años con Irak iniciada cuando Sadam Husein invadió Irán en 1980.

Irán mostró entre gran fanfarria el sistema de defensa antiaérea Khordad-3, que el pasado junio derribó un dron estadounidense.

También presentó un misil iraní de media distancia que puede recorrer hasta 2.000 kilómetros (1.250 millas), lo que deja dentro de su alcance al archirrival de Irán, Israel, y las bases estadounidenses en la región.

El mismo día se celebraron desfiles similares en ciudades y pueblos de todo el país, como la ciudad portuaria de Bandar Abbas, cerca del Estrecho de Ormuz.

La televisión estatal mostró decenas de lanchas rápidas, así como equipo antiaéreo y otro material militar. También mostró imágenes de las fuerzas navales de la Guardia Revolucionaria Iraní, descolgándose por el lateral de un buque navegando.

La Marina de Estados Unidos ha reportado frecuentes incidentes de acoso contra el tráfico marítimo en el Golfo por parte de efectivos navales y lanchas rápidas de la Guardia Revolucionaria.

 

Comentarios

comentarios