article-thumb
   

La hija de Rangel Gómez abrió un centro antiestrés en un apartamento de seis millones de dólares

Elizabeth Fuentes | 9 septiembre, 2019

Caracas.- Está muy preocupada por el bienestar ajeno la hija del ex gobernador de Bolívar, Francisco Rangel Gómez. Tan mortificada está María Eugenia Rangel de González (a) Maru, por la salud de los demás, que cuando se mudó a México decidió fundar Wayuu, un “centro de desarrollo integral”, como lo auto define, ubicado en una de las zonas más caras de Ciudad México: un amplio apartamento en la Torre Infinity, Paseo de las Lomas, Santa Fe, 215 Int. 2109  cuyo costo de mercado, según portales mexicanos inmobiliarios, asciende actualmente a más de seis millones de dólares. El edificio tiene piscina, gimnasio, sala de juegos, cine, sin contar en dicha inversión el mobiliario ni las instalaciones necesarias que se necesitan para vender los beneficios de la meditación, la paz interior, los masajes, la alimentación saludable y toda la jerigonza que se usa en estos casos para captar clientes y cobrar lo suyo.

Le puede interesar: Nicolás Maduro dejó a Stella Lugo con los crespos hechos

“Acércate a nosotros y conecta con tu cuerpo y mente para crear conciencia”, dice ella en uno de sus brochures de ventas repartido entre las jóvenes blogueras mexicanas que fueron invitadas al centro Wayuu dos años atrás para que descubrieran sus bondades y, por supuesto, recomendaran el servicio.





” Estéticamente es un lugar hermoso… amé la vibra y la decoración, y la dueña, Maru Rangel, ni se diga, ¡una joya de persona!”, escribió una de las blogueras fascinadas por el trato amable y el desayuno saludable ofrecido por la empresaria, una mesa  cargada de frutas exóticas, galletas,  cereales y jugos, que la chica se esmeró en grabar. Mientras que otra bloguera, Bianca Pescador, publicó  fotos no solo de lo hermoso del lugar sino de las piedras para  masajes anti stress que usan en el local,  piedras más elegantes, por cierto, que las que el exgobernador  mandó a “comer fritas” poco antes de la paliza parlamentaria del  2015, cuando aseguraba que a nosotros no nos doblega nada ni nadie… y  si en lugar de lanzar dos huevos al sarten lanzaremos dos piedras, pues  nos las comeremos fritas…este pueblo está recapacitando y entendiendo que no se puede dejar quitar todo lo que ha logrado por un paquete de harina o por una lata de sardina que no consiguió”. 

El local de Wayuu incluye espacios para rentar a empresas – así es de grande-, y el menú de opciones va desde clases, conferencias, terapias y talleres hasta un larguísimo etcétera de posibilidades, tales como Meditación con tecnología Synchronicity, Meditación con cuencos, Meditación guiada de sanación, Taller de los sueños, Meditación con cantos sagrados, Taller Descubre lo que hay en ti, Taller de cuarzo rosa, Meditación de canalización con ángeles, Meditación para niños – musicoterapia,Terapia de aroma touch (aceites esenciales),Terapia de sanación reconectiva, de sanación, de reconexión, Constelaciones, Numerología, Coaching de vida, Terapia de pareja o individual y, por supuesto, Coaching con caballos, la pasión de todo chavista o exchavista recién llegado a la vida de ricos y famosos.

La versión oficial publicada en los blogs y redes sociales, indican que María Eugenia Rangel “es una venezolana con corazón mexicano que tiene ya 11 años viviendo en nuestro país. En su natal Venezuela cursó la licenciatura en Administración de Empresas, se desarrolló en distintas empresas y comenzó a gestarse de alguna forma uno de los proyectos más importantes de su vida: Wayuu.





Obviamente, allí no se menciona que su esposo, Carlos Rodrigo González Piazza, fungió como supuesto testaferro de su suegro. De acuerdo con las denuncias del excandidato Andrés Velásquez en 2013, González Piazza – a través de la empresa Tasodi Comercializadora, registrada en México-, le vendió 20.000 balones y 20.000 tanques de agua al gobierno regional encabezado por Rangel.

Además, también según Velásquez, en sociedad con el abogado Yamal Mustafá, el esposo de Maru vendió autobuses Marco Polo a la Gobernación de Bolívar y comercializó hacia México productos de las empresas básicas que salían “por los caminos verdes”.

Este es el mismo Carlos Rodrigo González Piazza que aparece registrando tres empresas en Panama- Backshaw International Corporation, Brieta Group Corp. y Toreto Holding Inc-, todas abiertas en 2013 y con una única socia, la mexicana Ana Paula Santander, quien a su vez posee otras dos empresas propias: Mayberry Bond, ubicada en Florida, en 2221 NE 164 Street Ste 372, Miami, FL 33160. Y otra en Panama, Melbury Corp, cuyo socio principal es ¿adivinen quién?, Carlos Rodrigo Gonzalez Piazza.

Asilados en México, viviendo bien y comiendo lo que les apetece, toda la familia unida y feliz, los Rangel Gomez probablemente utilizan varios de los consejos de Maru a la hora de leer sobre la desnutrición infantil en Venezuela o la muerte de enfermos por la carencia de medicinas. De modo que, en lugar de sentirse culpables por ello, quizás acuden a la terapia anti stress en el lujoso edificio Infiniti, donde alguien les recomendará el catálogo Wayuu para no sufrir: “Crea un estado interior poderoso, invita la pasión a tu vida, diviértete. Aprende a estar en paz. No te tomes la vida tan enserio, Organizate. Medita…”.

Un catálogo que también podría funcionar para cualquiera que caiga preso por ladrón.

 

 

 

 

Comentarios

comentarios