Conéctate con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

Sucesos

El desolador relato de familiar de víctima de la masacre en Amazonas

Caracas, 21 de noviembre.- El pasado miércoles 16 de agosto de 2017 se desató una masacre en el Centro de Detención Judicial de Amazonas (Cedja), situado en Puerto Ayacucho, que destapó nuevamente una serie de acontecimiento que marcaron a familias y mostraron una acción desmedida de los cuerpos de seguridad.

Lea también: Lo datos alarmantes que reveló la OVP sobre la masacre en cárcel de Amazonas

Tras aquellos eventos, un familiar de uno de los 39 reclusos muertos dio a conocer su historia sobre los hechos. Se trata de Josefina Payema, madre de Gabriel Muñoz.

Muñoz, de 32 años, estuvo 45 días detenido en la cárcel de Amazonas luego de que lo culparan de un robo. A Gabriel le faltaban tres días para salir de prisión cuando recibió tres tiros en la espalda y dos en la pierna que acabaron con su vida durante la incursión militar y policial en el penal.

Josefina contó que ella a las 6:00 de la mañana de ese día se comunicó con su hijo por teléfono para conocer su estado, por la toma de los cuerpos de seguridad en el recinto carcelario. Luego lo llamó nuevamente a las 06:40 de la mañana y logró escuchar en el fondo la situación que se registraba dentro del penal, algo que aumentó su angustia. Después lo llamó a las 07:00 de la mañana y no obtuvo respuesta.

“Nosotros estábamos alejados de la cárcel, porque no nos querían dejar pasar, teníamos miedo porque veíamos pasar a cada rato ambulancias, patrullas del Cicpc y Conas, que cargaban muertos, nos dijeron en ese momento que los fallecidos eran los militares y eso era mentira, porque habían matado eran a los presos”, contó Payema.

La madre de Gabriel Muñoz reveló que estaba angustiada en ese momento, pero que tenía esperanzas de que su hijo estaba vivo. “Estaban tan preocupada que me acercaba a cada rato a los guardias a pedir información, pero no nos decían nada. Hasta que lo volví a intentar y el guardia me dijo que él no tenía nada ver conmigo y que los presos eran unos animales. En ese momento me jaló y yo lo empujé, me intentó montar en una patrulla para llevarme detenida y llegó mi hija menor y mi nuera y no dejaron que me llevaran, luego se las llevaron detenidas a ellas y ahora se están presentando”, reveló la madre de Gabriel.

La madre de Muñoz contó que los familiares de los detenidos escucharon-desde afuera-los disparos y las detonaciones registradas durante el suceso, se mantenían en zozobra constantes, además de las agresiones y las burlas que sufrieron por parte de los funcionarios.

Josefina Payema narró que tras horas de no saber del estado de su hijo fue hasta el Hospital Doctor José Gregorio Hernández de la entidad, a donde llevaron los cadáveres. Manifestó que logró reconocer a su hijo por el tatuaje-con su nombre-que tenía Gabriel en su espalda. "Me mataron a mi hijo como un animal y ni siquiera los animales merecen morir de esa manera", manifestó.

Anuncio. Desplácese para continuar leyendo.

Por su parte, Fabiola Muñoz, hermana de Gabriel, manifestó en llanto que “mi hermano era inocente, pido que se haga justicia, se lo pido al presidente y al fiscal de la República. Él no tuvo porqué morir así, él era todo para nosotras.



Artículos relacionados

Destacados

Cabello también aprovechó la oportunidad para hacer referencia a la reciente sentencia de la Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en la...

Destacados

En un video compartido por el rescatista venezolano Delmiro De Barrio, un presunto miembro de El Tren del Llano insistió que el grupo no...

Nacionales

Maduro aseveró que próximamente dará a conocer los nombres de los funcionarios que "dividieron al pueblo", contra quienes tomará medidas ejemplares para "acabar con...

Destacados

En la celebración de la sexta Feria del Libro del Oeste en los espacios de la Universidad Católica Andrés Bello en Caracas y en...