article-thumb
   

75% de profesores se paralizan por “sueldos de hambre”

Christhian Colina

Christhian Colina/Ana Rodríguez Brazón.- Los maestros de educación básica y secundaria se sumaron a la crisis decretada por médicos y profesores universitarios luego de que fue anunciado el aumento del sueldo mínimo el pasado 1º de mayo, por lo que ocho organizaciones gremiales convocaron a la paralización de sus actividades académicas para el día de hoy por 24 horas. 

Orlando Alzuru, presidente de la Federación de la Federación Venezolana de Maestros (FVM) informó que en todo el país el paro se había cumplido en 75 %. En Caracas la cifra fue similar, maestros acudieron a la protestas frente al Ministerio de Educación, sin embargo otros se quedaron en las aulas.

Pedro García, representante del Movimiento de Educadores Simón Rodríguez, rechazó en nombre del gremio docente el reciente aumento anunciado por el Ministro de Educación, Héctor Rodríguez, de homologar en 20% a los educadores que quedaron por debajo del salario mínimo, que desde el 1º de mayo quedó en 6.746,98 bolívares. A juicio de García, “no podemos aceptar que el Estado nos quiera homologar a un salario mínimo, que no está resolviendo las necesidades económicas y sociales de los educadores”.

Alzuru, presidente de la Federación Venezolana de Maestros, explicó los alcances del considerado “aumento chucuto”, ya que con el recién aprobado 20% un bachiller docente y los maestros en las categorías I, II, III, IV y V -los últimos dos con especializaciones- están ganando 6.746,98 bolívares. El docente VI (máximo lugar en el escalafón), quedó 200 bolívares por encima del salario mínimo.

Las exigencias no solo se encuentran vinculadas al incremento salarial, por cuanto también solicitan la reestructuración del Instituto de Previsión y Asistencia Social del Personal del Ministerio de Educación (Ipasme), el pago de clínicas, la restitución de las primas geográficas, la aplicación de la misión alimentación educativo, la entrega de insumos médicos a los jubilados y la incorporación de los maestros en las políticas habitaciones del Gobierno.

En un recorrido por colegios públicos de la capital, se observó poca afluencia de estudiantes y de maestros. En el liceo Andrés Bello siguieron las actividades, sin embargo algunos docentes se encontraban en la protesta. En el colegio Experimental Venezuela, los maestros acataron el paro pero no asistieron a la manifestación. Uno de los trabajadores comentó que se encontraban en las aulas pero no recibieron a los alumnos.

Comentarios

comentarios