article-thumb
   

Marialbert Barrios: Si todas hiciésemos política, hubiese una mujer en la presidencia

Admin

Nicolás Chaccal.- Marialbert Barrios es la diputada más joven de la Asamblea Nacional, electa por el circuito 1 de Caracas, uno de los más complicados por la relación chavismo – oposición; cargo de elección popular que -en principio- fue parte de una exigencia de paridad de género y edad del Consejo Nacional Electoral (CNE), aunque para ella va más allá.

“Nosotras (las mujeres) estamos en plena disposición de conquistar esos espacios (políticos) y cualquier otro. Lo único que hace falta es la fuerza de nosotras pare recorrerlos”, indicó en una entrevista especial para El Cooperante.

Lea también – Tamara Adrián, la mujer que tiene 12 años esperando que el TSJ reconozca su identidad

El 8 de marzo se conmemora el Día de la Mujer, ¿Cree que el rol de la mujer venezolana se ha visto perjudicado por la crisis?

Totalmente. Hoy como puede avanzar una joven de 25 años con un bebé en sus brazos si apenas puede mantenerse a si sola. O deja de trabajar, o deja de prepararse en educación o deja de hacer cola todo el día para alimentarse (…) Cómo hace la mujer que es operadora de un banco, como hace ella para cumplir su horario y que su jefe le de permiso para ir a hacer una cola. Es que está establecido en los horarios laborales que tu puedas hacer cola, o es que es justo que tu sacrifiques tu hora de almuerzo para hacerla.

El Gobierno de Nicolás Maduro dice que ha reivindicado el rol de la mujer en los últimos años, ¿Qué opinión le merece esto? 

Yo creo que esa dignficación es más que todo una burla. Mientras que la mujer venezolana, la madre trabajadora, el sostén de hogar esté sumergida en una crisis inflacionaria y de escasez, no podemos hablar de dignificación del rol de la mujer. Ahora es que nos queda trabajo por hacer.

También se ha dicho que el gobierno de Hugo Chávez ha creado espacios a favor de la mujer…

Los espacios ya estaban, lo que hacia falta era ver mujeres en esos espacios. No es fácil para un hombre ni para una mujer hacer política, esto es una vocación, y la ejerce quien le guste. Sí aquí se metieran todas las mujeres a hacer política, no solo tuviésemos una mujer en la presidencia, sino todo un gabinete.

¿Cree que hay dificultades en el país para que las mujeres asuman liderazgos en el ámbito empresarial y político?

No creo que existan obstáculos, lo que si creo es que falta reconocimiento y transparencia en lo que es el trato igualitario. Por ejemplo, saber cuánto cobra un hombre y cuanto cobra una mujer por un cargo. Pero si estoy convencida de que hoy en día cualquier mujer pueda ostentar estos altos cargos.

¿Es este su caso? 

Soy diputada porque como mujer, como muchas mujeres que están hoy pateando calle resolviendo sus oficios, estaba dispuesta a conquistar esos espacios (…) El hecho es que nosotras tenemos una gama de espacios que están esperando por nuestra participación y que hay que saber dirigir el foco. Estamos en plena disposición de conquistar esos espacios y cualquier otro. Lo único que hace falta es la fuerza de nosotras pare recorrerlos. Si no hubiese sido candidata (el 6 de diciembre), yo estoy convencida que a lo largo de mi carrera política, yo iba a ostentar un cargo de elección popular.

¿Cree que hacen falta cambios en la Constitución venezolana para reivindicar el papel de la mujer? 

Los cambios legislativos que haya que hacer tienen que ir orientados hacia la transparencia de las cifras, hacia el reconocimiento como tal de lo que es la participación de la mujer. Yo te aseguro que no hay en el país ni siquiera una tabla clara de cuántas mujeres están en cargos públicos, de cuántas están en altos cargos de la empresa privada, de cuántos son madres de hogar, sostenes de familias. A eso es lo que me refiero.

¿Cree que una mujer puede ser presidente en este momento?

No creo que debamos diferenciar el rol de una mujer o un hombre para el cargo presidencial. Todo depende de las capacidades que tenga cada quien (…) No se puede llegar a ese espacio solo por el hecho de ser mujer. Se debe llegar a ese espacio porque vienes de reunir una serie de méritos que te permitan llegar al lugar donde estás.

Algunos dicen que llegó a la Asamblea Nacional por la exigencia de paridad de género del Consejo Nacional Electoral

Yo no estoy hoy como diputada nada más porque hayan dicho que necesitaban más mujeres en la Asamblea. Yo hoy estoy en la Asamblea porque más allá de eso, cumplí con una serie de requisitos dentro de mi organización política que es Primero Justicia, para poder ser de esas mujeres, la que fuera a representar la Unidad en esa candidatura dentro de ese circuito y que hoy, gracias a Dios y a todo el esfuerzo que se hizo, no solo de mujeres sino de mujeres y hombres, ese cargo se ganó.

¿Cree que es más difícil crecer -por el hecho de ser mujer- en un partido político como Primero Justicia? 

No puede ser difícil cuando la diputada más joven de la Asamblea Nacional es de Primero Justicia.

 

Comentarios

comentarios