Connect with us

Internacionales

Mueren tres militares rusos después de que un dron ucraniano fuera derribado en base aérea

Yurii Ihnat, portavoz de la fuerza aérea ucraniana, no reconoció directamente la participación de su gobierno en el incidente del lunes en una entrevista en la televisión ucraniana, pero sí dijo que “estas son las consecuencias de la agresión rusa”

Foto del avatar

Publicado

/

Caracas/Foto: Cortesía.- Las fuerzas armadas rusas reportaron el lunes que derribaron un dron ucraniano que se acercaba a una base aérea en lo profundo del territorio ruso, la segunda vez este mes que dichas instalaciones son blanco de un ataque, lo que deja entrever nuevamente debilidades en las defensas antiaéreas de Rusia.

Lea también: Luis Oliveros tildó de "inhumano" el envío de migrantes a Washington desde Texas

El Ministerio de Defensa de Rusia señaló que los escombros provocaron la muerte de tres soldados en la base aérea de la ciudad de Engels, que alberga bombarderos estratégicos Tu-95 y Tu-160 con capacidad nuclear que han lanzado misiles sobre Ucrania en la guerra iniciada hace 10 meses, refirió The Associated Press

La agencia de noticias reportó que cuatro personas resultaron heridas y que se había desatado un incendio, con explosiones, sirenas y destellos. El Ministerio de Defensa dijo que ningún avión ruso había resultado dañado. Se desconoce si el dron fue lanzado desde Ucrania o desde territorio ruso.

Si el dron partió de Ucrania, habría recorrido más de 600 kilómetros para llegar a Engels, ubicada en la región de Saratov, sobre la ribera del río Volga. Derribar un dron tras un viaje tan largo dentro de Rusia vuelve a generar interrogantes acerca de la eficacia de las defensas antiaéreas rusas, especialmente las dedicadas a proteger activos militares estratégicos, tales como aviones de guerra capaces de transportar armas nucleares.

En consonancia con la añeja práctica del gobierno de Kiev de no confirmar los ataques transfronterizos pero sí elogiar sus resultados, Yurii Ihnat, portavoz de la fuerza aérea ucraniana, no reconoció directamente la participación de su gobierno en el incidente del lunes en una entrevista en la televisión ucraniana, pero sí dijo que “estas son las consecuencias de la agresión rusa”.

Advertisement

“Si los rusos pensaron que la guerra no los afectaría en la retaguardia profunda, estaban profundamente equivocados”, añadió.

Rusia ha sufrido numerosos ataques transfronterizos sobre su territorio durante la guerra, y también en la península de Crimea, la cual se anexó ilegalmente en 2014. Los incidentes han indignado a blogueros militares rusos, que dicen que ponen de relieve la debilidad de las defensas antiaéreas y de los sistemas de seguridad en general.

Los ataques transfronterizos contra las fuerzas armadas rusas y otros sitios estratégicos hicieron que el presidente ruso Vladimir Putin ordenara ataques con misiles y drones armados casi semanales contra la infraestructura energética de Ucrania, desatando apagones generalizados que también interrumpieron los suministros de calefacción y agua en medio de un clima cada vez más frío. Los ataques, que comenzaron en octubre en gran parte del país, han estado ocurriendo mientras los combates terrestres se concentran en el sur y el este de Ucrania.

En el este de Ucrania el lunes, el gobernador ucraniano de Luhansk, Serhiy Haidai, dijo que las fuerzas rusas se han retirado de su puesto de mando en el poblado de Kreminna, mientras las fuerzas ucranianas se acercan tras meses de intensos combates. El Ministerio de Defensa de Rusia no hizo comentarios en torno a la afirmación de que se han retirado.

Las fuerzas rusas se reubicaron en Kreminna y en otras áreas en septiembre después de que retrocedieron de la región de Járkiv, en el este de Ucrania. Kreminna se encuentra en la región de Luhansk, en el este del país, que está casi completamente bajo control de Moscú. Se ubica en una ruta importante de suministros para las fuerzas rusas y sirve de entrada para desplazarse a otras posiciones estratégicas. Previamente, Haidai reportó que Rusia habría retirado su administración de ocupación de Svatove, a 51 kilómetros al norte de Kreminna.

Advertisement




Tendencias