article-thumb
   

No cumplieron: Llegó el 23 de marzo y el presidente Santos y las FARC no firmaron el acuerdo

Christhian Colina

El Cooperante.- “A más tardar ese día (23 de marzo), en exactamente seis meses, estaremos dando un adiós definitivo a la última y más larga guerra de Colombia, y no solo de Colombia sino de toda América. Y acordamos que las FARC comenzarán a dejar las armas a más tardar a los 60 días luego de la firma del Acuerdo Final”, afirmó el 24 de septiembre de 2015 el presidente colombiano Juan Manuel Santos.

Lo anunciado durante la alocución transmitida desde La Habana, representó el paso más importante dado en los casi tres años de negociaciones formales en Cuba. “La paz es posible y está más cerca que nunca”, dijo Santos.

Por su parte, el jefe máximo de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Timoleón Jiménez, aseveró que “haremos todo lo que esté a nuestro alcance por lograr en pocos meses el acuerdo final de paz”.

Sin embargo, llegó la fecha y el propio mandatario neogranadino ya había anticipado que no se suscribiría la paz en el lapso previsto. “Por cumplir con una fecha no voy a firmar un mal acuerdo, después de tanto esfuerzo, después de tanto tiempo, si no hemos llegado el 23 (de marzo) a un buen acuerdo, yo le digo a la contraparte: pongamos otra fecha, yo no voy a cumplir la fecha con un mal acuerdo. Yo cumplo y firmo lo que para los colombianos sea un buen acuerdo”, planteó.

Comentarios

comentarios