article-thumb
   

“No es de Dios”: Candidatura de Bertucci aviva debate entre LGBT y evangélicos

Luis De Jesús | 19 marzo, 2018

Caracas, 19 de marzo.-  “¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones”, dice 1 Corintios 6:9 del Nuevo Testamento.

Lea también: Javier Bertucci, el evangélico vinculado a los Panama Papers que sueña con ser presidente

El tema del reconocimiento de los derechos de las personas Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales (LGBT) ha sido un punto polémico y sensible dentro de la política, tanto nacional como internacional. El conservadurismo en algunos sectores ha paralizado y dificultado que se logren avances en esta materia.

El pastor evangélico Javier Bertucci, quien es señalado en la investigación de los Panama Papers, anunció el pasado domingo su decisión de postularse como candidato a las elecciones presidenciales previstas para el próximo 22 de abril. En un acto religioso realizado en el estado Carabobo, dijo que su candidatura no debería ser vista como una iniciativa política, sino de “obediencia a Dios”.

El líder de la organización “El Evangelio Cambia” dijo en una entrevista que el matrimonio igualitario con derecho a adopción puede convertirse en una “distorsión social” y “tergiversaría” a la sociedad”, por lo que no lo permitiría si llegase a ganar las elecciones presidenciales.

Sin embargo, aseguró que respeta la orientación sexual de las personas, pero “nunca apoyaré una ley de este tipo”, haciendo a un lado la lucha de la comunidad LGBT en Venezuela, un país que se ha quedado rezagado en comparación a otras naciones en las que sí se han logrado avances significativos en materia de los derechos igualitarios. La candidatura de Bertucci sacó a colación la disyuntiva que existe entre “la palabra de Dios” y la sexodiversidad en el eventual escenario de que el pastor evangélico cale a la presidencia de la República.

El secretario nacional de Asuntos LGBT del partido Un Nuevo Tiempo, Mauricio Gutiérrez, resaltó principalmente en entrevista ofrecida a El Cooperante que la idea de que cualquier resultado que se arroje de los comicios presidenciales que tendrán lugar en dos meses será ilegal porque -aseguró- la convocatoria realizada por la Asamblea Nacional Constituyente es ilegítima.

Gutiérrez expresó que ningún funcionario puede anteponer sus principios o dogmas religiosos ante la gestión que va a realizar. No obstante, añadió que no ocurrirá ninguna diferencia sustancial de lo que ya ha ocurrido porque -recordó- en los últimos 18 años, tiempo en el que el chavismo a estado en el poder, no se logró ningún progreso en materia LGBT en el país.

Le puede interesar:  “La hipocresía del régimen”: El camino de la comunidad LGBT con la homofobia chavista

“Tienen derechos como personas, como ciudadanos, lo que no se impulsará es la aprobación del matrimonio igualitario ni la adopción homoparental, pero tienen sus derechos contemplados en la ley”, dijo a este medio José Luis Sánchez, un cristiano-evangélico que asiste a la iglesia Ministerio Internacional Rocío del Espíritu Santo y que respalda la aspiración presidencial de Bertucci.

Manifestó el religioso que “la norma” no es que las personas del mismo sexo se casen o adopten; la norma -dijo- “es una familia bien fundamentada; no debería permitirse o imponerse leyes que lo permitan”. En este contexto, Sánchez negó que se pretenda entonces imponer su creencia religiosa mediante la política.

“No se estaría imponiendo mediante la política, sino que no es la norma, tienen sus derechos, pero no pueden imponer que todo el mundo tenga que aplicarlo“, expresó. En este sentido, señaló que se impulsaría “el principio cristiano de la familia: madre, padre e hijos para mantener el modelo establecido de heterosexuales que son los que pueden educar y procrear”.

Rosa Sánchez, esposa de José Luis Sánchez, mantuvo una posición firme ante la posibilidad de que se reconozcan los derechos de la comunidad LGBT en Venezuela. En declaraciones a esta redacción manifestó que el matrimonio igualitario y la adopción homoparental ni siquiera deberían discutirse. “Yo como cristiana no estoy de acuerdo con que ellos exijan derechos que van en contra de la palabra de Dios”, añadió la cristiana.

Lea también:  La falsa promesa de Maduro de legalizar el matrimonio igualitario con la ANC

Bertucci, confía la mujer, haría lo que dice la palabra de Dios y, “como hombre de Dios debe estar preparado para todas esas cosas, pienso que debe arraigarse mediante la palabra de Dios”.

Maga Martínez, responsable nacional del Frente de Diversidad de Voluntad Popular, señaló a este medio que el tema LGBT pasó a ser un derecho humano y que si llegase alguien de la rama de la religión, en este caso el pastor de “El Evangelio Cambia”, se pudieran ver violentados los derechos de la comunidad LGBT y que ocurra un retroceso en el país.

Ejemplificó la dirigente el caso del presidente Donald Trump, quien “echó para atrás” la posibilidad de que las personas transgénero pudieran formar parte de las Fuerzas Armadas, un logro que se había materializado durante el mandato de Barack Obama. Aseveró Martínez que la posibilidad de la figura de Bertucci en el Ejecutivo no sería favorable porque, tomando como referencia estos casos a nivel mundial, es posible que se generen más atrasos.

Comentarios

comentarios