article-thumb
   

ONU dice que hay “evidencia creíble” de que el príncipe saudí participó en el asesinato de Khashoggi

El Cooperante | 19 junio, 2019

Caracas/Foto: AP.- Un reporte independiente de Naciones Unidas sobre el asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi difundido el miércoles, concluyó que hay “evidencia creíble” para investigar el posible papel del príncipe heredero saudí, Mohammed bin Salman, y sugirió sanciones sobre los activos personales del monarca.

Lea también: El pronunciamiento de Marco Rubio por corrupción de dos delegados de Guaidó en Cúcuta

Es posible que la investigación endurezca más la opinión que tienen sobre el príncipe saudí Washington y otros Gobiernos occidentales, donde los críticos dicen que una operación de tal magnitud hubiera requerido el poderoso conocimiento del príncipe.

Agnes Callamard, reportera especial de ejecuciones extrajudiciales, sumarias y arbitrarias de la ONU, dijo en el informe de 101 páginas que la responsabilidad sobre el asesinato de Khashoggi cae sobre Arabia Saudí.

“No se ha demostrado que el estado mismo de Arabia Saudí haya aceptado su responsabilidad por el asesinato”, dijo Callamard a reporteros tras difundir el texto.

Khashoggi fue asesinado y se cree que su cadáver fue desmembrado dentro del consulado saudí en Estambul por agentes saudíes el 2 de octubre de 2018. Sus restos nunca fueron encontrados.

El príncipe de 33 años, quien tiene el respaldo de su padre, el rey Salman, niega estar involucrado en el asesinato. El presidente Donald Trump ha defendido los lazos entre ambos países ante las condenas mundiales por el asesinato.

En un inicio, Arabia Saudí ofreció múltiples versiones sobre la desaparición del periodista, pero a medida que aumentaba la presión el reino se quedó con la explicación de que Khashoggi fue asesinado por funcionarios desleales durante una supuesta pelea dentro del consulado en Estambul.

El texto pide que organismos de la ONU o su secretario general, Antonio Guterres, “exijan” una pesquisa penal posterior.

Callamard señala que “no hay motivo para no aplicar sanciones contra el príncipe heredero y sus activos personales”, puesto que en otros casos se han impuesto sanciones antes de determinar la culpabilidad.

Sin embargo, evitó centrar toda la atención en una sola persona. “La búsqueda de justicia y responsabilidades no depende únicamente de encontrar un ‘arma homicida’ o a la persona que la sostiene”, afirmó.

En Arabia Saudí se celebra un juicio prácticamente en secreto a 11 personas por el crimen. Cinco de ellas podrían ser condenadas a muerte.

La experta mencionó las limitaciones de su pesquisa, que comenzó en enero. Su solicitud de viajar a Arabia Saudí no recibió respuesta. Recibió apenas 45 minutos de las grabaciones realizadas en el consulado en torno al momento del asesinato, mientras que los servicios turcos de inteligencia habían registrado que existían unas 7 horas de grabaciones.

El reporte ofrecía descripciones macabras y detalladas, casi minuto a minuto, de los acontecimientos en torno al asesinato y menciona el ruido de una sierra que podría haberse utilizado para descuartizar el cuerpo de Khashoggi. También identificó por su nombre a 15 sospechosos.

El Departamento de Estado de Estados Unidos identificó oficialmente a 16 personas por su papel en el crimen. Muchos legisladores estadounidenses han criticado a Trump por no condenar a Arabia Saudí por la muerte del periodista.

AP.

Comentarios

comentarios