article-thumb
   

¿Por qué los precios de productos continúan en alza si el dólar paralelo está casi estático?

Luis De Jesús | 30 julio, 2018

Caracas/Foto de portada: The New York Times.- En las últimas semanas el precio del dólar paralelo se ha mantenido casi estático; sin embargo, esto no ha influido para que también se frene el aumento acelerado de los precios de los productos que, a duras penas, aún se consiguen en el país y que el venezolano común intenta adquirir con un salario mínimo de 3 millones de bolívares.

Lea también: ¿Qué es un anclaje monetario? Las dudas que dejaron los anuncios de Maduro

La inflación y la devaluación no se mueven al mismo ritmo y pueden tener desfases relevantes por un periodo determinado, según explicó el economista Luis Vicente León mediante una publicación realizada a través de su cuenta en Instagram. En algunos casos hay más inflación que devaluación, como ocurre actualmente, y a veces al revés.

Al final, indicó León, siempre se alcanzan buscando el equilibrio. “Cuando la inflación interna supera la devaluación, los bienes se encarecen en bolívares y en dólares. Hay inflación mixta en ambas monedas, siendo incluso peor en moneda extranjera. Los tenedores de divisas pierden capacidad de compra interna y los tenedores de divisas sienten que están perdiendo su ventaja cambiaria”, indició el experto.

¿Por qué aumentan los precios en bolívares si el dólar se mantiene estable? De acuerdo con lo manifestado por León, la inflación es un fenómeno multifactorial no depende únicamente de los costos del dólar, sino de la liquidez desbordada que crea el Gobierno nacional para cubrir el hueco entre sus ingresos y sus gastos, la desconfianza, la deficiencia de oferta y la especulación.


“No es suficiente ni sostenible estabilizar un dólar sin tener un programa integral que rescate la disciplina fiscal, expanda la oferta de bienes, la autonomía real del Banco Central de Venezuela, y se obtenga financiamiento externo para soporte social y rescate la confianza”, manifestó.

León prosiguió que sin un programa articulado y económicamente racional que aborde las causas de la crisis, los desfases entre devaluación e inflación se intercalarán permanentemente, pero a largo plazo ambas variables se enfilan hacia el infinito. “Puede mantenerse estable el dólar actual y anclar los precios para combatir la hiperinflación? Sin disciplina fiscal, sin estimular la producción privada, sin autonomía en el BCV, sin rescate de relaciones internacionales, sin recursos frescos, sin confianza? Absolutamente no”, señaló.

Por qué los precios en Bs siguen subiendo a pesar de que el dólar se mantiene relativamente estable? La inflación y la devaluación no se mueven al mismo ritmo y pueden tener desfases relevantes por un periodo determinado. A veces más inflación que devaluación (como ahora) y a veces al revés (como ha pasado en muchas otras ocasiones). Pero a la larga siempre se alcanzan buscando el equilibrio. Cuando la inflación interna supera la devaluación (el caso que nos ocupa), los bienes se encarecen en bolivares y en dólares. Hay inflación mixta (en ambas monedas) siendo incluso peor en moneda extranjera. Los tenedores de divisas pierden capacidad de compra interna y los ten dores de divisas sienten que están perdiendo su ventaja cambiaria. Por qué pueden crecer los precios en Bs si el $ se mantiene estable? Porque la inflación es un fenómeno multifactorial. No depende sólo de costos en dólar sino de la liquidez desbordada que crea el gobierno para cubrir el hueco entre sus ingresos y sus gastos (monetización del deficit fiscal), la desconfianza, la deficiencia de oferta y la especulación. No es suficiente (ni sostenible) estabilizar el dólar sin tener un programa integral que rescate la disciplina fiscal, expanda la oferta de bienes (producción e importación), de autonomía real al BCV, obtenga financiamiento externo para soporte social y rescate confianza. Sin un programa articulado y económicamente racional que aborde las causas de la crisis, los desfases entre devaluación e inflación se intercalarán permanentemente, pero a largo plazo ambas variables se enfilan hacia el infinito. Puede mantenerse estable el dólar actual y anclar los precios para combatir la hiperinflación? Sin disciplina fiscal, sin estimular la producción privada, sin autonomía en el BCV, sin rescate de relaciones internacionales, sin recursos frescos, sin confianza? Absolutamente NO.

A post shared by Luis Vicente Leon (@luisvleon) on

Comentarios

comentarios