article-thumb
   

Rousseff defiende a Lula y descalifica a delator que los acusa de corrupción en Petrobras

Christhian Colina

Efe.- La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, defendió este viernes a su antecesor y padrino político Luiz Inácio Lula da Silva y también descalificó a uno de los delatores de la corrupción en la estatal Petrobras, que los implicó a ambos en esos asuntos.

Lea también – “Estoy indignado porque creo que no merecía esto de Brasil”, dice Lula tras detención

En un mensaje transmitido por televisión desde el Palacio presidencial de Planalto, y flanqueada por sus ministros, Rousseff reiteró su “más absoluto inconformismo” con la operación policial de la que fue objeto Lula, quien fue trasladado desde su casa a una comisaría para prestar declaración.

Lea también – Carlos Romero: Detención de Lula devela “hermandad internacional de la corrupción”

Rousseff, que ya había difundido una nota en la que calificó de “innecesaria” esa operación y exigió “respeto” a los derechos individuales y “responsabilidad” a las instituciones, aprovechó para responder a la supuesta delación de un político detenido por el caso Petrobras, que la acusó de intentar manipular a la justicia.

La mandataria manifestó su “inconformismo” e “indignación” frente a supuestas acusaciones del parlamentario Delcidio Amaral, exjefe del grupo oficialista en el Senado, que fue detenido en noviembre pasado y, según reveló la revista Istoé, aceptó cooperar con la justicia e hizo graves acusaciones contra Rousseff y Lula.

La presidenta se refirió en particular a una de ellas, que se refiere a irregularidades en la compra de una refinería en Estados Unidos por parte de Petrobras en 2006, cuando Rousseff presidía el consejo directivo de la compañía estatal.

Según la supuesta delación de Amaral, la mandataria y todos los miembros del consejo sabían de las irregularidades, pero aún así decidieron seguir adelante con la compra de la refinería, que según admitió más tarde Petrobras, le causó unas pérdidas por el orden de al menos 500 millones de dólares.

También desmintió en forma tajante las supuestas acusaciones de Amaral en el sentido de que ella había intervenido directamente en el nombramiento de algunos miembros del Supremo Tribunal de Justicia a fin de favorecer “la liberación” de algunos empresarios detenidos por la corrupción petrolera.

Comentarios

comentarios