Conéctate con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

Nacionales

Saab afirmó que EE. UU. busca una explosión social para justificar una intervención

Caracas.- El fiscal general de la República designado por la Asamblea Nacional Constituyente, aseguró que el Gobierno de Estados Unidos busca que se produzca en Venezuela una explosión social que justifique una intervención extranjera.

Lea también: Las claves para entender el cruce de palabras entre Diosdado Cabello y Holmes Trujillo

Durante una ponencia denominada Bloqueo contra Venezuela: una agresión criminal, celebrada este martes en la sede la Academia Militar, en Caracas, el funcionario refirió el informe del Centro de Investigación Política y Económica, institución con sede en Estados Unidos, que concluye que las sanciones aplicadas al país por Trump habrían ocasionado la muerte de unas 40 mil personas.

“Las sanciones han reducido la disponibilidad de alimentos y medicamentos, además de aumentar las enfermedades y los índices de mortalidad. Lo dicen los propios estadounidenses. Proyectan que la continuidad del bloqueo generará más muerte”, expresó Saab de acuerdo con un comunicado de prensa.

Saab manifestó que “el bloqueo ha alejado inversionistas y poderosas corporaciones dispuestas a hacer transacciones con nuestro país. Hemos tenido que inventar y sobrellevar esta situación tremenda" y señaló que los "ataques" económicos han generado pérdidas por los 116 000 376 millones de euros, de acuerdo con estimaciones del Ministerio para las Relaciones Exteriores.





Artículos relacionados

Destacados

Al momento de la captura se incautó 81 piezas de queso, marca My Family, de 2.5 kilogramos cada uno, 10 cestas elaboradas en material...

Destacados

Los connacionales estaban acompañados por una persona de la localidad, quien también fue detenido durante un operativo en la costa de Mayaro

Destacados

La artista de Hollywood, mejor conocida por su papel de amiga íntima de un joven Superman en "Smallville", ahora pagará tres años de cárcel...

Destacados

En 2018 la provincia de Sichuan fue escenario de un terremoto de magnitud 7,9 que dejó 87 000 personas muertas o desaparecidas