article-thumb
   

Estudiantes rechazan que desde el Gobierno pretendan intervenir universidades

Admin

Jose Á. Palacios.- “Muchos de los que están ahí sentados -en la Asamblea- son graduados de las universidades, muchos de los que están ahí sentados le deben lo que son a lo que han logrado las universidades en Venezuela”, respondió el presidente de la Federación de Centros Universitarios de la Universidad Central de Venezuela, Hasler Iglesias, al planteamiento formulado por la bancada oficialista de la Asamblea Nacional (AN) de intervenir las universidades que se encuentran en paro por la crisis presupuestaria.

“Lo que vimos ayer en la Asamblea Nacional es una grosería y un gran insulto a la universidad y a la educación venezolana, diciendo que son las universidades las que perjudican al Estado”, manifestó Iglesias al encabezar este miércoles la “toma” del bulevar de Sabana Grande, acción de calle que se efectuó en rechazo a la postura del poder Legislativo.

Para el líder universitario “el parlamento saliente ya no representa a nadie”. Dijo que el Gobierno nacional conoce de sobra los verdaderos argumentos que privan para la protesta de los bachilleres. “El ministerio de Educación Superior y el Ejecutivo conocen desde el mes de julio cuáles son las razones, cuáles son los insumos que hacen falta, cuáles son las condiciones que hacen falta para resolver la crisis universitaria”.

Desde el Gobierno no escuchan

Hemos ido tres veces al ministerio, una vez a la Defensoría, una vez a la vicepresidencia de la República y no les ha dado la gana de resolver el caos que estamos viviendo 300 mil jóvenes en 18 universidades del país”, aseguró el dirigente, al tiempo que insistió en que el alumnado de las instituciones de enseñanza superior refuta de manera contundente las intenciones de intervenir la universidad por parte de Miraflores. “Se equivocan si creen que lo van a lograr, se equivocan si creen que van a lograr con esto el ‘peine’ y la violencia que ellos están buscando y que generaron el viernes pasado en las universidades”, subrayó.

“Nadie ha decidido cerrar la universidad: simplemente, cuando no hay suficientes profesores, cuando no hay suficiente seguridad, cuando en las aulas no caben todos los muchachos, cuando el comedor no se da abasto para atender a todos los jóvenes, cuando hay estudiantes que se quedan en sus casas – en los Valles del Tuy, en Guarenas, en Guatire – porque no caben en los autobuses, cuando hay asesinados y heridos dentro de las universidades, no hay condiciones para recibir educación”, apuntó.

Comentarios

comentarios