article-thumb
   

Destapan la olla: Reportaje de WSJ asegura que Diosdado es la cabeza del cartel de los soles

El Cooperante

El Cooperante. – Una división de la DEA en Washington y fiscales federales en Nueva York y Miami investigan a varios altos funcionarios venezolanos, entre los cuales figuran el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello; Tarek El Aissami, gobernador de Aragua; Hugo Carvajal, exdirector de la Dirección de Inteligencia Militar; Néstor Reverol, comandante general de la Guardia Nacional; José David Cabello, ministro de Industrias y además superintendente nacional Aduanero y Tributario; y el general Luis Motta Domínguez, general de la Guardia Nacional a cargo de la zona centro de Venezuela.

El motivo, según recoge un reportaje publicado por The Wall Street Journal, es la “sospecha de que han convertido el país en un centro global de tráfico de cocaína y lavado de dinero”. Una investigación, resaltan José De Cordoba y Juan Forero, que se está construyendo utilizando pruebas aportadas por ex traficantes de cocaína, informantes que eran cercanos a altos funcionarios venezolanos y desertores de las fuerzas armadas venezolanas.

“Hay amplia evidencia para justificar que él (Diosdado Cabello) es considerado es una de las cabezas, sino la cabeza, del cartel”, afirmó el funcionario del Departamento de Justicia de EE.UU., en referencia a un grupo de oficiales militares y altos funcionarios de los cuales se sospecha de estar involucrados en el narcotráfico.
Funcionarios estadounidenses dicen que han avanzado mucho en sus investigaciones. Sin embargo, agregan que es posible que las posibles presentaciones de cargos permanezcan selladas hasta que las autoridades puedan realizar detenciones, algo que sería difícil, si no imposible, a menos que los acusados viajen al exterior.

Antes de ser señalado como parte de una campaña de descredito, funcionarios gringos declararon que esta investigación se produce en respuesta al crecimiento explosivo del narcotráfico en Venezuela, y es que aseguran que criminales colombianos “hallaron un gobierno y fuerzas armadas dispuestos a permitir, y con el tiempo controlar, el tráfico de cocaína a través del país”.

En cuanto a las fuentes, un fiscal federal del Distrito Este de Nueva York que trabaja en casos venezolanos precisó que “a partir de la agitación en Venezuela, hemos tenido mayor éxito en el desarrollo de estos casos”. Narcotraficantes colombianos y venezolanos también han llegado a EE.UU., con ansias de proporcionar información sobre funcionarios venezolanos a cambio de sentencias menores y la residencia, dicen las autoridades.

Comentarios

comentarios