Connect with us

La Lupa

Siguiente round de los gremios contra el gobierno es por el instructivo Onapre

"Nos eliminaron la cláusula de protección a la familia que era 80% de salario, sin aviso ni reclamo. La cláusula por servicios de salud de 60% la bajó al 10%; bajaron las de antigüedad y las cláusulas sociales de prima por nacimiento, prima por servicios funerarios, por matrimonio, entre otros. Son 19 cláusulas, las juntaron todas y las pusieron en 12 bolívares", dice Pablo Zambrano

Publicado

/

Caracas / Foto Portada: Cortesía.- Durante los últimos meses, trabajadores de la administración pública han salido semanalmente a las calles para exigir la derogación del instructivo Onapre, al que culpan de haber desmejorado su ingreso base, cláusulas y primas que le corresponden por contratación colectiva. En medio de protestas en Caracas y en el interior del país, la ministra de Educación Universitaria, Tibisay Lucena informó el viernes pasado que se pagaría el 100% del bono vacacional a todos los trabajadores del sector de Educación básica y universitaria. Pero el sector salud sigue esperando por un bono de 1 600 bolívares que debían pagarles desde mayo, por uniformes, zapatos y bono recreacional. Por eso no dejaran las calles y mantendrán la protesta.

Lea también: Algunos sindicalistas "se cuadraron" con el Gobierno para negociar pagos "incompletos" a trabajadores

Un total 5 509 563 trabajadores integran la administración pública nacional, de los cuales 4 441 258 pertenecen al sector militar, según la Exposición de Motivos de la Ley de Presupuesto Nacional con cifras de la Oficina Nacional de Presupuesto (Onapre), reveladas por la ONG Transparencia Venezuela en un reporte titulado «Nuestro Presupuesto 2022: ¿Cuánto y Cómo se va a gastar el dinero público este año?», publicado en enero de 2022.

Según el documento citado, en el presupuesto se cuentan 364.625 docentes y 42.489 funcionarios adscritos al sector salud. Son estos últimos dos los que llevan más de seis meses en las calles, exigiendo mejoras salariales y que "paguen lo que les deben".

Pese a que el gobierno cumplió con lo anunciado por Lucena y este martes, el sector Educación recibió el pago correspondiente a 95 días de bono vacacional -10 días fueron abonados el jueves 11 de agosto-, representantes de todos los sectores seguirán en las calles en una lucha nacional para que el Ejecutivo cumpla con la totalidad de sus obligaciones.

Advertisement

En entrevista telefónica concedida a El Cooperante, Gregorio Alfonso, secretario de Asuntos Académicos de la Asociación de Profesores de la Universidad Central de Venezuela (UCV) explicó que la lucha es por todos y para todos: hasta que sea derogado el instructivo Onapre, porque el Tribunal Supremo de Justicia responda y porque se cumplan con las contrataciones colectivas, que son productos de años de luchas gremiales.

"Confirmamos que se cancelaron los 95 días a las instituciones de educación superior, media y básica, pero bajo el instructivo Onapre. Hasta la semana pasada, antes del anuncio, era con Onapre pero fraccionado, la diferencia es que no fue fraccionado pero igualmente fue incompleto en monto porque a través de la Onapre se reduce hasta 60% de las primas que recibe cada trabajador", declaró.

El profesor titular de la UCV precisó que tras el último aumento salarial decretado por Maduro en marzo, la Onapre ha venido reduciendo el sueldo de los empleados públicos: Maduro dijo que ese aumento sería en la misma proporción para los tabuladores y eso no ocurrió, hay primas y beneficios que fueron eliminados y otros disminuidos drásticamente. "La prima de antigüedad es 2% por año, si tengo 30 años de servicio, me deberían pagar 60%, pero la Onapre establece que no me pueden pagar más de 30%", ejemplificó.

"Es verdad que nos pagaron los 105 días, que se logró una victoria porque el pago no fue fraccionado, que fue destituido el director de la Onapre -Marco Polo Cosenza-, pero no ha sido derogado el instructivo. Nosotros hicimos una exigencia ante el poder judicial y el TSJ debe pronunciarse, pese a que no abrigamos esperanza. Todo este tema lo debe resolver el Estado. Hay que recuperar la institucionalidad pública y el derecho a la educación pública. No podemos permitir que se siga destruyendo a la educación pública", fustigó.

No son solo pagos

Alfonso aprovechó para aclarar que las cosas dentro de la casa que vence las sombras no están bien, pese a los trabajos de recuperación que lleva a cabo la Gran Misión Venezuela Bella desde hace un año. Lamentó que la UCV no ha sido remodelada en su totalidad y aparte los profesores "son más pobres que nunca".

Advertisement

"Se han dedicado a reducir el salario de nuestros profesores, sin el instructivo Onapre el docente categoría 4 cobraría 160 dólares mensuales de salario base, cuando en otros países de la región, devengaría hasta 4 200 dólares. Pero no queda allí, porque gracias a la Onapre, ese mismo profesor, termina cobrando 103 dólares y ve reducidos todos sus beneficios", reprochó.

También han desaparecido el presupuesto. Sostuvo que ya no se aprueba una partida presupuestaria como se hacía toda la vida, sino que durante los últimos días del mes, las autoridades ucevistas piden lo que se requiere para el mes siguiente.

"Por supuesto que esto no es libre, hay una maqueta con matrices que tienen sus propias cuotas y los conceptos son gastos del personal. Presupuesto no hay desde 2012, pero tampoco hay financiamiento para Beca Sueldo Doctorado, ni para proyectos de investigación, participación en eventos científicos internacionales ni mucho menos, pasantías postdoctorales".

En sus palabras, esto es sumamente triste y preocupante, porque afecta directamente la calidad de la educación que se imparte en la universidad más longeva del país.

"Violenta el derecho a la educación porque los investigadores no podemos competir, ni seguir formándonos como era antes. La UCV es para todos, pero ante la falta de becas, de comedor, de transporte, simplemente, están matando la educación pública. Hicieron algunas reparaciones pero tienen que transferirle recursos, debe existir un presupuesto. No basta con que el gobierno diga que enviará comida. Así con muchas cosas. Estamos decididos a reactivar la universidad porque es una necesidad urgente, los muchachos están migrando a universidades privadas porque no pueden hacer más nada. Estamos luchando por la educación en general, no solo por los derechos de los trabajadores", recalcó.

Advertisement

¿Por qué no se le pagó al sector salud?

La presidenta del Colegio de Enfermeras del Distrito Capital, Ana Rosario Contreras, aclaró lo que está sucediendo con los pagos que adeuda el Ejecutivo al sector Salud. ¿El único culpable? el instructivo Onapre. Los bonos vacacionales fueron impactados por Onapre, los bonos se han venido cancelando pero con la reducción de este instructivo. Tenemos un problema significativo que es el pago del bono de uniformes, zapatos y bono recreacional.

La primera parte debía ser pagada en mayo y otra en julio: eran 1 300 bolívares, unos 202 dólares, según el tipo de cambio paralelo de este miércoles (Bs 6,42).

Debido a que no les pagaron ningún bono, enfermeras, médicos, camilleros, empleados del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) y jubilados, se abocaron a las calles durante semanas y el 22 de julio, Octavio Solórzano, dirigente de Fenasirtrasalud, tiró todo por la borda.

"Todos sabemos que Maduro mantiene el paralelismo sindical, pero esta vez fueron mucho más allá. Este señor Solórzano se subroga la representación de enfermería, la representación del gremio médico, de bioanalistas, odontólogos, obreros y administrativos y se doblegó ante la justificación inconcebible de la guerra económica y las sanciones. Acordó de forma unilateral, inconsulta y asumió que el patrono cambiara el bono de 1 300 bolívares y lo redujo a 200 bolívares".

En este mismo orden de ideas, el secretario ejecutivo de la Federación de Trabajadores de la Salud (FetraSalud), Pablo Zambrano rechazó el atropello generalizado a los trabajadores y afirmó que "diversificarán" las protestas.

Advertisement

"Nosotros esperamos respuesta, a los trabajadores de la salud nos tienen que pagar la diferencia de 1 100 bolívares, pagar el bono recreacional completo, por eso seguiremos redimensionando la lucha porque estaremos en las calles, pero vienen asambleas y hojas de ruta. No vamos a dejar la calle, vamos a seguir reclamando lo que nos corresponde por derecho", exclamó vía telefónica. "Los trabajadores buscamos soluciones, las acciones que tomamos son reivindicativas y esperamos que el Gobierno entienda que no puede violar la contratación colectiva porque viola la Constitución".

Horas después, Zambrano denunció este miércoles que fue despedido y retirado de la nómina de la Secretaría de Salud de Caracas. “He sido despedido y retirado de la nómina de la Secretaría de Salud de Caracas por órdenes verbales del Dr. Ulises Rojas, director de Recursos Humanos del Ministerio de Salud, director de Recursos Humanos del IVSS y Jubilado”, escribió el sindicalista en su cuenta de Twitter.

¿Qué les ha quitado la Onapre?

La Onapre es el órgano rector del Sistema Presupuestario Público y entre sus atribuciones está la de participar en la elaboración del plan operativo anual de Venezuela. Además, se encarga de preparar el presupuesto de la administración pública, según la información disponible en su página web.

Cinco universidades interpusieron a principios de junio una demanda de nulidad conjuntamente con acción de amparo cautelar contra el Instructivo denominado “Proceso de Ajuste del Sistema de Remuneración de la Administración Pública, Convenciones Colectivas, Tablas Especiales, Empresas Estratégicas”, dictado el 15 de marzo de 2022.

La Universidad Central de Venezuela, la Universidad de Carabobo, la Universidad de Oriente, la Universidad Nacional Experimental Politécnica Antonio José de Sucre y la Universidad Pedagógica Experimental Libertador, denunciaron que el ajuste de las escalas salariales es "incompatible" con el incremento otorgado al salario mínimo nacional decretado el 15 de marzo de 2022.

Advertisement

Zambrano, puntualizó que el tema de la Onapre no es nuevo, sino que se remonta al año 2018. "Todo esto surgió con el paquetazo económico, cuando se aumentó de 60 bolívares a medio petro y el sueldo fue llevado a 1 800 bolívares mensuales, que además, se estableció un nuevo cono monetario y se congelaron los precios", recordó. "Nos aplicaron sistema de remuneración sostenida en el memorándum 2792 y la Onapre con la que nos aplanaron escalas y tabuladores salariales, eliminaron cláusulas contractuales y disminuyeron clausulas económicas", criticó.

Al gremio de la salud le han recortado de todo, siguió Zambrano: "Nos eliminaron la cláusula de protección a la familia que era 80% de salario, sin aviso ni reclamo. La cláusula por servicios de salud de 60% la bajó al 10%; bajaron las de antigüedad y las cláusulas sociales de prima por nacimiento, prima por servicios funerarios, por matrimonio, entre otros. Son 19 cláusulas, las juntaron todas y las pusieron en 12 bolívares".

Además, destacó que no es secreto para nadie que todo el sector público está subpagado.

"El salario se va reduciendo por la inflación, el aumento de marzo ya va por 20 dólares de los 30 que fueron establecidos. Es una política bestial contra la clase obrera. Nunca nos han pagado el medio petro que se nos ofreció. La mesa de discusión del salario ha sido suspendida ocho veces, y por eso, sindicatos afectos al chavismo aceptaron el pago de 200 bolívares, cuando lo que correspondía eran 1 300. Todo es un caos".

Los trabajadores universitarios convocaron para este jueves, una Asamblea Sindical en las puertas Tamanaco de la UCV, donde discutirán los próximos pasos que van a realizar para que el Gobierno de Maduro derogue el instructivo de la Onapre.

Advertisement




Tendencias