article-thumb
   

Viudo de Jenni Rivera enfrenta cargos federales en EEUU por tráfico de drogas

El Cooperante | 8 marzo, 2018

Caracas, 8 de marzo.- El ex Grande Liga Esteban Loaiza, quien el mes pasado se declaró inocente de acusaciones de tráfico de drogas en California,  ahora enfrenta cargos ante una corte federal.

Lea también: “Sentí temor”: Sebastián Ligarde lo pensó dos veces antes de declararse gay

El caso se trasladó de un tribunal estatal a uno federal, donde el mexicano está acusado de posesión de cocaína con intenciones de venderla, reseñó El Nuevo Herald.





Loaiza, de 46 años, fue arrestado en febrero luego que se encontraron 22 kilogramos de cocaína dentro de una minivan estacionada en el garaje de una vivienda que el exlanzador de los Dodgers de Los Angeles alquilaba en Imperial Beach. Agentes policiales que habían vigilado un vehículo supuestamente usado para el tráfico minorista de drogas, descubrieron la minicamioneta Mercedes cuando ingresaba en el garaje y se volvía a marchar el 9 de febrero.

Un agente del condado de San Diego detuvo la Mercedes por una infracción de tránsito. Un perro sabueso alertó a las autoridades sobre un compartimiento oculto, No había drogas en el auto, pero las autoridades obtuvieron una orden de allanamiento en el domicilio de Loaiza, quien había conducido la camioneta. Los investigadores revisaron la vivienda y descubrieron que no había muebles ni pertenencias personales en ésta. Luego, las autoridades registraron una minivan Nissan estacionada en el garaje y descubrieron 20 paquetes de cocaína, ocultos en paneles del piso, debajo de varias bolsas con el nombre de Loaiza.


Nacido en Tijuana, ciudad fronteriza con San Diego, Loaiza se convirtió en una estrella en Estados Unidos. Jugó para numerosos clubes de 1995 a 2008, incluidos Pittsburgh, los Yanquis de Nueva York, los Dodgers de Los Ángeles y los Medias Blancas de Chicago. Logró una foja de 21-9 con los Medias Blancas en 2003, año en que abrió el Juego de Estrellas. Apareció en las mayores por última vez en 2008, con Chicago. Dos años después, se casó con la cantante mexicana-estadounidense Jenni Rivera. La “Diva de la Banda” era considerada la cantante más exitosa de su género musical, con 15 millones de discos vendidos.

Comentarios

comentarios