Connect with us

Economía

Wall Street cierra al alza, pero sigue el nerviosismo por la COVID-19

El mercado de renta variable en Estados Unidos abrió en terreno negativo por el incremento de la solicitudes de ayuda por desempleo, pero el efecto se revirtió al final de la jornada

Publicado

/

Caracas.- Wall Street cerró al alza este jueves, aunque el inicio de la jornada los principales índices abrieron en territorio negativo, tras el dato de un mayor número de desocupados en Estados Unidos, en un contexto de nerviosismo por el brote de COVID-19.

Le puede interesar: FMI: La crisis económica por el COVID-19 será peor de lo esperado

El índice industrial Dow Jones cerró con 1,17% de crecimiento, en tanto que el S&P 500 subió 33,34%, y el Nasdaq hizo lo propio con 1,09% al alza, a pesar de que la jornada abrió en terreno negativo, tras conocerse un dato macroeconómico peor de lo esperado: Estados Unidos recibió 1,48 millones de solicitudes de ayuda por desempleo, frente a 1,3 millones de la semana anterior.

Sin embargo, el mayor temor en el mercado de renta variable sigue siendo el brote de coronavirus, a pesar de un poderoso paquete de estímulos a la economía que han promovido tanto la Reserva Federal como Donald Trump, calificados como los más generosos de la historia.

El Fondo Monetario Internacional ha revisado a la baja sus pronósticos sobre el desempeño de la economía mundial: se espera que la economía mundial se reduzca alrededor de un 5% este año.

Hace solo dos meses, los economistas de Washington esperaban que la producción económica mundial disminuyera un 3%. Esta habría sido la peor recesión desde la década de 1930. Pero se quedaron cortos.

Advertisement

La pandemia de Covid 19 ha tenido un impacto más negativo de lo que se pensaba en la primera mitad del año, y la recuperación fue más lenta de lo previsto. Ahora el Fondo también considera que para 2021, la economía mundial debería crecer un 5,4%. Hace dos meses, se esperaba un crecimiento del 5.8%.

Según el economista jefe del FMI, Gita Gopinath, todas las regiones del mundo tendrán tasas de crecimiento negativas al mismo tiempo. Se producirán caídas bruscas y sincrónicas en 2020 para EE. UU. (–8%), Japón (–5,8%), Gran Bretaña (–10,2%), Alemania (–7,8%), Francia (–12,5%), así como Italia e España (ambos –12,8%) esperada. Es probable que las economías de los países emergentes y en desarrollo se reduzcan en un 3%, siendo China el único país que logró una tasa de crecimiento positiva este año en + 1%.





Tendencias